Edición Impresa, El Hincha, Newell's Old Boys

violencia

Una sanción para la Lepra que parece inevitable


La sanción parece ser inevitable. El Tribunal de Disciplina de la AFA recién se expedirá mañana por la noche, pero más allá del descargo leproso, hay factores que obligan a pensar que Newell’s no podrá contar con público en su partido del sábado a las 17.15 ante Olimpo en el Coloso. Y con los hechos sobre la mesa, si es un solo partido la Lepra la sacará barata.

Newell’s presentó el descargo con antecedentes que piensan es una jurisprudencia importante en otras situaciones similares o peores sucedidas en el fútbol argentino, donde el Tribunal sancionó con multas económicas, pero no con ausencia de hinchas. A Newell’s le jugó en contra que Federico Beligoy suspendiera el partido, porque no es lo mismo que si lo hubiera dado por terminado. Lo bueno para la Lepra es que el juez del Clásico sólo mencionó en su informe la agresión al línea Ezequiel Brailovsky y no hizo referencia a los otros incidentes, como la manga que no se infló para la salida de Central, el intento de rotura del alambrado o los incidentes que provocaron una desmedida represión policial.

En base a ese informe, si bien en el Parque sabían que el Tribunal podía actuar de oficio y ver videos de lo sucedido para determinar la sanción, desde la dirigencia confiaban que el descargo iba a ayudar, ya que las situaciones presentadas como ejemplo habían sido con los mismos miembros del actual Tribunal de Disciplina. “Si ellos actuaron de una manera ante un hecho considerado grave, no pueden decidir algo distinto por algo similar o de menor tenor”, le confió la semana pasada una fuente dirigencial a El Hincha.

Pero ayer algo cambió. Porque apareció en escena el Gobierno nacional. Sí, Guillermo Madero, hombre del Ministerio de Seguridad de la Nación, encargado de la seguridad en espectáculos futbolísticos, envió una nota a AFA solicitando una “severa” sanción a Newell’s por lo sucedido en el banderazo y en el Clásico (también hubo una nota del mismo tenor pidiendo sanciones a Central por el partido ante Racing y todo lo que sucedió en las tribunas).

“En el banderazo, donde concurrieron más de 10 mil personas, incluidos los jugadores del plantel profesional, se produjeron hechos que incitan a la violencia y ponen en riesgo la integridad física de las personas. Uso de pirotecnia, exhibición de banderas con mensajes amenazantes como “matar al sinaliento” y exhibición de cajones que simulaban ataúdes con la insignia de Central”, reza la carta enviada a Fernando Mitjans, presidente del Tribunal.

La nota también hace referencia a lo sucedido en el partido, incluso todos los hechos que sucedieron, pero no aparecen en el informe de Beligoy. “Se produjeron agresiones a la terna arbitral arrojando proyectiles desde la tribuna, generando incidentes entre los hinchas y la policía. Además, desde la organización local no se garantizó la salida del equipo visitante, ya que no inflaron la manga prevista para tales fines”, enumera Madero.

Y en un claro y contundente enunciado final, el Ministerio de Seguridad reclama sanciones. “Este ministerio considera necesaria la aplicación de sanciones a través del Tribunal que usted preside”, le reclama a Mitjans.

Frente a esto, pensar en que Newell’s va a poder contar con su gente el próximo sábado cuando enfrente a Olimpo resulta utópico. Y habrá que ver si desde el Tribunal de Disciplina no quieren enviar un mensaje político y a partir del pedido del Gobierno no son más duros con la sanción, algo que para Newell’s no sólo acarreará un perjuicio económico para el club que se pierde venta de entradas y para los socios que pagaron su abono por uno o dos partidos que no verán, sino además desde lo futbolístico, ya que jugar a puerta cerrada pierde la ventaja que siempre tiene el local con el apoyo de su gente.

La Lepra, contra Boca

La información sorprendió a todos. La dirigencia leprosa denunció el domingo a sus pares de Boca por la forma en que quedaron expuestos al finalizar el partido, donde no tuvieron ningún tipo de seguridad y quedaron desprotegidos a la salida de los hinchas locales.

La denuncia tomada por la policía dentro del estadio de Boca hizo referencia al artículo 96 del Código Contravencional porteño.

“Omitir recaudos de organización y seguridad. Quien omite los recaudos de organización o seguridad exigidos por la legislación vigente o por la autoridad competente respecto de un espectáculo masivo, de carácter artístico o deportivo, es sancionado/a con multa de dos mil quinientos ($ 2.500) a treinta mil ($ 30.000) pesos o arresto de cinco (5) a treinta (30) días. La sanción se eleva al doble si se producen desórdenes, aglomeraciones o avalanchas. Admite culpa”, reza el texto del artículo, que claramente expone a la dirigencia xeneize.

“Tuvimos que esperar 90 minutos para poder irnos de la cancha de Boca. Nos ubicaron en un lugar donde estábamos muy expuestos. Hubiéramos estado más seguros en los palcos”, confió ayer el vice leproso Juan Matías, quien firmó como testigo de la denuncia que fue hecha por el otro vice, Cristian D’Amico.

“Nos dijeron que finalizado el partido nos podían pasar a buscar 10 minutos antes para evitar a la gente de Boca, o si no deberíamos esperar una hora hasta que salgan todos. Nada pasó. El lugar donde estábamos (había unos 25 directivos y allegados) no tenía protección policial. Vinieron 20 minutos antes y nos hicieron salir. Y después quedamos en un sector sin custodia y expuestos. Pudo ser grave”, le contó a El Hincha una de las personas que estuvo en el grupo dirigencial.

La bronca fue que ningún directivo xeneize se acercó a pedir disculpas o solucionar el inconveniente, a pesar de algunos mensajes que se enviaron.

Vuelta al trabajo pensando en Olimpo

Newell’s recibirá a Olimpo el próximo sábado a las 17.15 en el Coloso Marcelo Bielsa, con el arbitraje de Jorge Baliño. La Lepra retomará hoy los entrenamientos y lo primero que deberá definir Diego Osella es si pide o no el artículo 225 por el expulsado Jacobo Mansilla. Newell’s ya utilizó este recurso que propone el reglamento de AFA para que pueda jugar Ignacio Scocco (se pidió por Milton Valenzuela), pero como la Lepra tiene dos jugadores en el seleccionado Sub 20 que juega el Mundial de Corea, aún tiene un cupo disponible por Lisandro Martínez.

Y como Facundo Quignon y Joel Amoroso no podrán regresar por distintas lesiones, el DT seguramente priorizará contar con Mansilla frente a Olimpo, ya que muchas alternativas para ese sector no tiene. Y si bien más adelante tanto Scocco como Mansilla deberán cumplir la fecha de suspensión durante este mismo torneo (cuando vuelva la selección), en ese momento es probable que Quignon y Amoroso estén recuperados.

En cuanto a posibles cambios, todo indica que no habrá tantas variantes, tal vez ninguna, aunque sí está claro que la disposición táctica será otra y la Lepra volverá a jugar con un esquema 4-2-3-1, y allí podría aparecer la chance para Fertoli y Figueroa por Sills o Elías.

Comentarios