Espectáculos

Filmó la célebre "Invasión"

Murió el director Hugo Santiago, discípulo de Robert Bresson

El director Hugo Santiago Muchnik , una de las figuras más importantes del cine argentino, falleció este martes en París a los 78 años, informaron allegados al cineasta.


El director Hugo Santiago Muchnik , una de las figuras más importantes del cine argentino, falleció este martes en París a los 78 años, informaron allegados al cineasta.

Santiago, quien estudió filosofía y literatura en la Universidad de Buenos Aires, donde conoció a Jorge Luis Borges, viajó en el 57 a París donde principalmente desarrolló su carrera y donde fue, por siete años, asistente y discípulo del gran Robert Bresson.

A finales de la década del sesenta regresó a Buenos Aires donde filmó la célebre Invasión, según un guión escrito por Jorge Luis Borges y Adolfo Bioy Casares. El film fue estrenado en la primera edición de la Quincena de los Realizadores del Festival de Cannes y se convirtió en un raro objeto de culto a partir de una historia desarrollada en una ciudad sitiada: Aquilea.

“Aquilea es Buenos Aires pero es Aquilea y es la Argentina pero es Aquilea”, había sabido reflexionar el propio director sobre el film que cruza el policial negro con el género fantástico. Luego, se radicó en Francia, donde volvió a encontrarse con Borges y Bioy Casares para el film Les autres (1974), que provocó un escándalo durante su proyección en Cannes. El film relata la vida de un hombre que atraviesa una serie de metamorfosis cuando intenta conocer cuáles fueron las las causas de la muerte de su hijo.

En 1978 presentó Colloque de chiens y un año después Écoute voir…. Allí, la actriz gala Catherine Deneuve interpreta a una suerte de Philip Marlowe femenina, quien a medida que indaga sobre sectas y tecnologías modernas comienza a ser parte de una trama rocambolesca, delirantes.

Vuelve a trabajar con un autor argentino, en este caso Juan José Saer, para Las veredas de Saturno (1985), donde retoma la saga de Aquilea a través de la perspectiva de un tanguero exiliado en París. Su última película fue El cielo del centauro (2015), que significó su regreso al país luego de casi cinco décadas. que es considerada el cierre de la “trilogía Aquilea”.

“Estaba decidido que esta película no iba a ambientarse en esa Buenos Aires mítica de Invasión. Yo sé cómo es Buenos Aires y la miro muy bien. El cielo del centauro no transcurre en Aquilea, sino en una Buenos Aires mágica, que muy probablemente tiene que ver con mi infancia”, dijo Santiago sobre esta película rodada en blanco y negro y escrita durante tres meses en París por Santiago y Mariano Llinás.

Si te gustó esta nota, compartila