Edición Impresa, País

En peligro

¿Zoológico o matadero?

Empleados, legisladores y gremialistas denunciaron que en el zoo de Mendoza dejan morir animales a propósito, con el objetivo de cerrarlo y encarar un proyecto inmobiliario.


Con seis animales hallados ayer muertos en el zoológico de Mendoza, entre ellos un puma, suman más de 30 los fallecidos por hipotermia en dos semanas, informó la veterinaria de la institución, Corina Zerpa. En tanto, trabajadores y legisladores denunciaron que dejan morir a los ejemplares a propósito para encarar un proyecto inmobiliario.

Los seis ejemplares se suman a otros 15 de anteayer –entre ellos la única pantera negra–, y otros 15 más del fin de semana, lo que totaliza 36 animales muertos en dos semanas y unos 70 en lo que va del año.

La situación creció en tensión luego de que empleados, legisladores y la representante de ATE Mendoza Raquel Blas se cruzaran en la puerta del zoológico con la directora del espacio, Mariana Caram. “Están dejando morir a los animales para cerrar el zoo y encarar un proyecto inmobiliario”; acusó la dirigente gremial.

Caram fue interceptada por empleados, dirigentes y legisladores del Frente para la Victoria y del Frente de Izquierda de los Trabajadores, que mantuvieron una tensa discusión.

Antes de retirarse, la directora declaró a la prensa que “no se pudieron solucionar los inconvenientes y se está buscando personas que quieran trabajar, porque los trabajadores del zoológico sólo se han dedicado a reclamar y hablar con la prensa”.

La funcionaria argumentó que se está blanqueando las muertes, cosa que no hicieron otras gestiones, y agregó que en 2015 hubo unos 390 ejemplares muertos en el zoológico.

Zerpa salió al cruce de la funcionaria y dijo: “Es una falta de respeto que la directora diga esto. Los trabajadores ingresaron a las 6.30, ya le dieron de comer a los animales y limpiaron los recintos; además, los veterinarios venimos a la noche fuera de nuestro horario y no hubo 390 animales muertos. Lo que dice la directora es una falacia”.

La discusión se da en el marco de la presentación por parte de organizaciones ambientalistas en la Legislatura de 500 mil firmas para impulsar una ley para convertir el zoológico en un Ecoparque, proyecto que es apoyado por el Ejecutivo provincial. Además, esto se suma al pésimo estado de salud de Arturo, el único oso polar de la Argentina, que vive allí.

El bloque de diputados del PJ-FpV pidió la renuncia de Caram y del secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, Humberto Mingorance, por “el desmanejo y la falta de gestión en el zoológico que han generado la muerte masiva de animales que se encuentran bajo su custodia”.

Finalmente, la directora del paseo remarcó anteayer que la solución es la creación del Ecoparque ya que es un “proyecto superador”; y el administrador de Parques y Zoológico, Ricardo Mariotti, no descartó el cierre definitivo si continúan las muertes.

Comentarios