Cultura, Espectáculos

Adiós

Triste despedida: a los 80 años murió el destacado poeta rosarino Hugo Diz

Con una valiosa obra que transita entre lo político y lo amoroso, fue uno de los mayores referentes de la cultura rosarina. Formó parte de la histórica publicación "El lagrimal trifurca", al tiempo a mediados de los 80 fue elegido como secretario general del Sindicato de Prensa de Rosario


La cultura local despide por estas horas, con mucho dolor, al poeta rosarino Hugo Diz, quien falleció este jueves a los 80 años. Sus restos son velados en Caramuto y podrán acercarse a despedirlo este viernes, de 10 a 13, previo a la sepultura. Nacido en Rosario en 1942, Diz fue uno de los poetas más importante de la historia de la ciudad y, según los vecinos de Pichincha, solía pasar sus últimos días en el bar Beatmemo compartiendo conocimiento, anécdotas y algún que otro café. Sus cercanía con el arte fue concebido entre la fotografía, el dibujo, el collage y la pintura. Y en 1965 comenzó a publicar poemas en diferentes revistas del país al tiempo que en 1969 publicó su primer libro, titulado El amor dejado en las esquinas.

Le siguieron Poemas insurrectos (1971), Algunas críticas y otros homenajes (1972), Historias, veras historias (1974), Manual de utilidades (1976), Canciones del jardín de Robinson (1984), Las alas y las ráfagas (1985), A través de los ríos y los mares (1986/87), Baladas para Marie (1988), Ventanal (1990) y La lírica y el exabrupto (1997).

Además, Palabras a mano se titularon los cuatro tomos que fueron apareciendo con su poesía escogida a partir de 2003. Cabe señalar que estos trabajos lo llevaron a formar parte de la antología 200 Años de Poesía Argentina (2010), mientras que Diz participó en diversos encuentros de poesía, entre los que se destacaron el Festival de Poesía Latinoamericana en Viena, Austria, al tiempo que muchos de sus poemas fueron traducidos al ruso, francés, húngaro, italiano y alemán.

También incursionó en la música al escribir canciones como “Tristeza en los andenes”, con música de Litto Nebbia, convertido en uno de los clásicos del destacado músico rosarino, referente fundacional de la música popular argentina desde los 60 hasta la fecha.

Además, Diz recorrió redacciones como la del diario La Capital, donde fue corrector y editor del suplemento dedicado a la cultura, también por la emblemática revista El lagrimal trifurca (editada en Rosario entre 1968 y 1976) y en 1984 su intensa labor gremial lo llevó a asumir como secretario general del Sindicato de Prensa de Rosario (SPR).

En 2010, en una charla que Diz mantuvo con El Ciudadano, con motivo de cumplirse la primera década de una iniciativa que había nacido con el nuevo siglo con el objetivo de llevar la lectura a los bares de la ciudad, el poeta expresó: “Esta lectura de poesía en los bares nació desde algún rincón del municipio y hace diez años se institucionalizó esta idea para que fuera una escuela de lectura no sólo de poemas sino que los poetas se acostumbraran a leer, no a recitar cada palabra con la profundidad con la que fueron escritas. Sucedió que los mejores lectores de poemas que hay en Argentina están en Rosario gracias a esta escuela”.

Además, como responsable del resultado de esta “escuela”, Diz agregó en aquél momento: “Siempre les fui dando a los lectores pautas en cuanto a pronunciaciones, que realmente representen cada palabra que se menciona, por eso en los ciclos de lectura hay un silencio total, no vuela una mosca”.

En horas de la tarde de este jueves, el Sindicato de Prensa Rosario (SPR) despidió a través de un comunicado difundido en redes sociales al destacado poeta: “Despedimos con pesar al querido compañero Hugo Diz, primer secretario general de nuestra organización luego de la conquista de la democracia. Diz encabezó la Lista Unidad que llegó al gremio en 1984 con el aire y la fuerza de la nueva etapa que la Argentina transitaba desde el 10 de diciembre de 1983 y estuvo hasta finalizar el período en 1987. En ese tiempo se compartieron tantas luchas gremiales como la presencia en las calles cada vez que se necesitaba y también se pudo disfrutar de su bella poesía. La Comisión Directiva del SPR abraza a su familia y en especial a su hijo, nuestro compañero Alejo Diz, trabajador de prensa como Hugo. ¡Hasta siempre compañero Hugo Diz!”.

 

Comentarios