El Hincha, fpt

Que abran los estadios

Ricardo Carloni habló de la posibilidad de que el femenino vuelva a jugar en el Gigante de Arroyito

El vicepresidente de Central analizó el presente de la Primera en el Torneo Rexona y habló del proyecto que tiene como objetivo fomentar las divisiones inferiores


Ricardo Carloni, vicepresidente de Central, brindó una entrevista en las redes del fútbol femenino de Central y habló del proyecto para que el Canalla pueda volver a jugar en el Gigante. También del presente del fútbol femenino auriazul y la gran apuesta a futuro.

“Es un deporte que viene en crecimiento y tenemos el orgullo de ser el primer club del interior en participar en Primera de AFA”, destacó el vice, quien remarcó el esfuerzo de la gente que integra el área de fútbol femenino.

“Tenemos un grupo que está trabajando muy bien. Hicimos un gran esfuerzo como club para poder estar en AFA. Hoy contamos con un plantel de Primera División y reserva que son competitivos”, resaltó Carloni, al mismo tiempo que destacó que aún queda un largo camino por recorrer: “Falta para seguir creciendo. Todo lo que se hace es con esfuerzo y dedicación hacia lo que es el fútbol femenino y lo que va a ser. Queremos que Central siga siendo protagonista”.

El vicepresidente canalla es de ir a ver los partidos. No sólo los de la Primera, sino también los de la reserva de AFA, los cuales tienen un condimento especial para el directivo: Brisa, su hija, es la arquera. “Es un orgullo”, aseguró Carloni. Y enseguida añadió: “Hace muchos años que le gusta de fútbol y que ahora esté atajando en la reserva de AFA es un orgullo y un placer poder verla y saber que eso que hace le gusta mucho”.

Central fue uno de los primeros equipos que abrió las puertas del estadio para el fútbol femenino. El 23 de noviembre de 2018 fue la primera vez que el plantel femenino disputó un partido en el Gigante, aunque no fue oficial. En aquel entonces, jugaron ante Estudiantes un partido amistoso preliminar del masculino. El primer compromiso oficial llegó recién en la segunda fecha del Torneo Rexona ante SAT Said, el lunes 30 de septiembre de 2019. Luego de ese partido, el Canalla hizo de local en la cancha de la Ciudad Deportiva de Granadero Bagorria, donde también entrena.

Sobre la posibilidad de que las Guerreras puedan volver a jugar en el Gigante, Carloni destacó que “hay que proyectarlo de a poco”. “Es un poco más complejo, porque lógicamente hay que cuidar el campo de juego para lo que es la Primera División masculina. La idea es ir proyectándolo de a poco, como partidos preliminares e ir alternando la reserva masculina con la primera del femenino. Es un proyecto que tenemos para que la gente pueda ver al femenino en el Gigante”, confirmó Carloni.

Para que se haga realidad, el vice afirmó que “tiene que estar consensuado en los diferentes sectores”. “En el fútbol femenino tenemos un camino largo por recorrer. Ahora empezamos a armar inferiores en el predio de Cosecha, porque entendemos que el cuerpo de la mujer se tiene que ir adaptando a la Primera desde la pequeña edad. Lo mismo que sucede con los varones. La idea en Central es que eso también suceda con las niñas. Ese es el gran desafío que tenemos por delante”, destacó el vice sobre los objetivos del fútbol en Central.

En ese proyecto que tiene como propósito potenciar las divisiones inferiores, también está la renovación de los vestuarios en Baigorria, donde entrenan los planteles auriazules. “La realidad económica del año que pasó y de este no es el ideal a nivel país y también nos afectó a nosotros. Ahora estamos equilibrados y con varios proyectos de infraestructura. La renovación de los vestuarios está allí”, resaltó Carloni.

Hoy el club de Arroyito cuenta con más de 100 jugadoras y la idea de la comisión directiva es que continúe creciendo. “Es un proceso”, insistió el vice, quien además destacó el paso fundamental que significó la participación de Central en el primer torneo semi profesional de AFA. “Ahora hay que ir dando pasos para poder llegar a que sea lo más igualitario posible”, cerró diciendo Carloni.

Comentarios