País, Región

dueños de campos irresponsables

La provincia cierra canales clandestinos que desembocan en La Picasa


La Secretaría de Recursos Hídricos y Medio Ambiente de Santa Fe inició la detección y cierre de canales clandestinos que descargan en la laguna La Picasa, para evitar el colapso del espejo de agua que provoca inundaciones en el sur de la provincia.

“Ayer hemos comenzado las obras de cierre de canales no autorizados y comenzamos en la zona de Rufino, perteneciente a la cuenca de la laguna La Picasa”, aseveró este viernes el subsecretario operativo del área, Nicolás Mijich.

El funcionario indicó que se detectaron canales clandestinos cuyos responsables desoyeron la orden de cerrarlos porque atentan contra el ecosistema de la cuenca hídrica.

“Hay un proceso sancionatorio por el cual se da la orden de cierre al propietario. Si no lo hace, lo hacemos como lo hicimos ayer (por el jueves) con una orden de allanamiento y con nuestras máquinas”, explicó Mijich.

“Lo que hacía este canal de Rufino era acelerar los aportes de agua hacia la laguna La Picasa. Era un canal importante, de entre 8 y 9 metros de ancho de boca”, precisó. Y agregó: “Se comenzó con el cierre de este primer canal por ser uno de los más grandes que se detectaron en la zona”. No será el único: “Hay más en la provincia. Los tenemos detectados y vamos a iniciar procesos de cierre como el de este jueves”, advirtió el subsecretario.

 

cambiar el paradigma

El ministro de Infraestructura y Transporte, José Garibay, justificó la intervención del Estado provincial para eliminar los cursos de agua irregulares. “La tarea es cambiar el paradigma del manejo de los excedentes hídricos y por eso estamos realizando estas intervenciones”, dijo el funcionario.

El derrame de la laguna La Picasa, que es endorreica –sin salida al mar–, provoca inundaciones en la cuenca y desde febrero de este año la ruta nacional 7 que la circunda permanece totalmente cortada.