Economía

Mecha corta

Dos bombas puestas para el martes: inflación y Lebacs

Centros de estudios privados estiman la suba de precios de junio entre el 3,5 y el 4%. Resta ver en cuánto la midió el Indec. El instrumento financiero del Banco Central, que tienta con tasa altísima, afronta un vencimiento de 536.000 millones de pesos


El gobierno deberá afrontar este martes otra prueba de fuego sobre los resultados de sus políticas económicas: el cronograma del Indec prevé difundir ese día la inflación de junio y del semestre. El Banco Central, a la par, realizará una nueva megalicitación de Lebac, la bomba de tiempo que pretende desarmar con poco éxito y que en el afán de frenar la cotización del dólar quedó a tasas superiores al 40 por ciento que enfrían la economía y calientan los precios.

El dólar pareció encontrar un punto de equilibrio en las últimas dos semanas el dólar, pero luego de la acelerada apreciación respecto del peso que el Banco Central no pudo contener pese a dilapidar miles de millones de dólares de sus reservas. Ahora bajó respecto del récord de 29,57 pesos, pero el peligro no pasó. La sujeción del gobierno a lo que “opinan los mercados” ata la suerte de sus intentos. La expectativa de los inversores especulativos está centrada en lo inmediato en los datos que publicará el instituto estadístico y el resultado de la subasta mensual realizada por la autoridad monetaria. Estimaciones privadas ubican a la inflación de junio entre el 3,5 y el 4 por ciento. Esto es, “la más alta en dos años”.

Según un estudio del Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET) de la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo (Umet), el costo de vida trepó en doce meses al 29,5 por ciento. “Hay servicios en los que la inflación mensual registra subas de hasta 7,5 puntos, como el área de esparcimiento. Del 5 por ciento en Salud, del 4,3 en Transporte y Comunicaciones”, señala el informe.

El economista Fausto Spotorno, integrante del Estudio Orlando Ferreres y Asociados, estima la inflación de junio en 3,9 por ciento. La consultora Eco Go la calcula en base a su Relevamiento de Precios Minoristas (RPM) en el 3,7.

La cifra oficial del aumento de precios verá la luz en paralelo con el nuevo test para el Banco Central: la licitación de Lebac. Es un importante vencimiento de unos 536.000 millones de pesos, monto que los analistas del mercado creen que no será renovado en su totalidad. Así sucederá luego de que días atrás el gobierno llevara a cabo una licitación de Letras del Tesoro en dólares, a las cuales se podían suscribir en pesos, en dólares o Lebac. Un intento de desarmar posiciones en Lebac que prende, para muchos una mecha hacia un explosivo peor: el pasaje de endeudamiento del Central en pesos al del Tesoro en dólares. Con la devaluación, más difíciles de afrontar para el Estado.

El Banco Central había renovado en junio sólo el 60 por ciento de las Lebac que vencían, 308.473 millones de pesos de un total de 514.779 millones. Y eso, pese a elevar la tasa de interés de 40 por ciento al récord de 47 anual para el plazo más corto, en un intento por volver más atractivo al peso y frenar la demanda de dólares.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios