Edición Impresa, El Hincha

De mal en peor

Los Millonarios fueron despedidos con insultos y silbidos por sus simpatizantes.

River no se levanta. Después del mazazo que recibió en el clásico ante Boca, cayó en el Monumental ante Argentinos Juniors 1 a 0, con gol de Ismael Sosa.

En el primer tiempo, el equipo de Borghi fue más inteligente y dominó  a voluntad a un River demasiado tibio.

Con el control de pelota a través de Néstor Ortigoza y Juan Mercier, el Bicho salía rápido hacia el arco de Vega, aprovechando la velocidad de Ismael Sosa y Facundo Coria.

Las situaciones comenzaron a sucederse sobre el arco local, hasta que a los veinte Sosa entró sólo por izquierda, luego de una buena asistencia de Calderón, y su remate entró por el medio del arco ante una floja respuesta de Vega.

Los dirigidos por Leonardo Astrada eran hostigados por sus hinchas y la presión se hacía sentir en sus jugadores que no podían inquietar al arquero Luis Ojeda.

Argentinos tuvo chances de aumentar de no ser por las malas decisiones de la terna arbitral. Primero Abal no cobró un claro penal de Ferrero  que “atajó” un remate de Prósperi y luego el asistente uno Claudio Rouco, sancionó un offside de Sosa, cuando estaba claramente habilitado.

En el complemento, Astrada mandó  a la cancha a Villalva y Mauro Díaz  y con más ganas que fútbol fue arrinconando a la visita. Las más claras lo tuvieron como protagonista a Funes Mori que falló dos veces de cabeza.

Con muy poco, River mereció el empate, más por el notorio quedo de Argentinos que por virtud propia, pero no le salió ni el tiro del final de Affranchino que se fue rozando el palo izquierdo de Ojeda.

Comentarios