Ciudad

El ajuste y los tarifazos golpean fuerte

Cementerio club: el cierre de comercios se agrava

La Multisectorial contra el Tarifazo relevó 350 locales cerrados en un sector del centro, la mitad del número de negocios que bajó las persianas en lo que va del año. Estiman que hay al menos 3.500 espacios ociosos en toda la ciudad, cuatro veces más que en julio de 2015


La Multisectorial contra el Tarifazo advirtió que existen, al menos, 350 locales comerciales vacíos en una parte del centro rosarino. El relevamiento se llevó a cabo el lunes entre las calles San Lorenzo, Pellegrini, España y San Martín. El número de los locales sin uso los sorprendió ya que no pensaron que eran tantos.

Los comerciantes colocaron sobre las persianas cerradas un cartel con la leyenda: “Este negocio y sus trabajadores fueron víctimas del tarifazo y el ajuste”. Juan Milito, integrante de la Multisectorial contra el Tarifazo, explicó a El Ciudadano que el objetivo es mostrarle a los rosarinos la profunda crisis que se vive.

“La idea es tener un relevamiento real. Hay muchos comercios pequeños que cierran ahogados por las deudas y no son muy prolijos para cerrar. No avisan, no dan de baja el Drei y el Monotributo, precisamente porque tienen que pensar cómo van a hacer para darle de comer a su familia. Toda esa gente no figura en los registros”, detalló.

La Multisectorial siguió este martes su movida en las zonas sur, oeste y Alberdi. Allí también observaron muchos inmuebles en desuso.

Milito contó que la gente al ver los carteles se les acerca y les cuenta cómo los está afectando las medidas económicas macristas. E insistió en que “es impresionante” la cantidad de comercios que cerraron.

“Las cosas cada día van empeorando. Los tarifazos están haciendo mella en los comercios y en las pymes”, manifestó, al tiempo que llamó “a resistir esta política que está perjudicando a todos los argentinos”.

Para el dirigente no sólo es importante el número, sino mostrar la crisis e intercambiar impresiones con los vecinos.

 

Otro relevamiento

En tanto, el relevamiento de esta semana se da luego de que días atrás se conociera un informe más amplio y profundo que realizó la Concejalía Popular, quien estimó que en toda la ciudad hay 3.500 locales cerrados y 760 bajaron sus persianas en los últimos 6 meses.

Según el estudio, la cantidad de espacios vacíos creció de 2.769 a 3.529, un 27 por ciento.

Esa pérdida de 760 negocios activos en un semestre se eleva a 1.355 si el lapso de análisis se estira hasta abril de 2017 (cuando había 2.174 comercios ociosos). En poco más de un año, entonces, esa merma asciende a un 62 por ciento.

En tanto, en dos años la cantidad de locales cerrados o desocupados subió un 225 por ciento (eran 1562 en abril de 2016). Y frente a julio de 2015, es decir en casi tres años, la cifra se multiplicó por cuatro: había 918 en aquel mes.

El presidente de la Concejalía, Nire Roldán, señaló que la mayoría de la merma se concentra en la parte central de la ciudad. “Es muy preocupante el crecimiento de la ociosidad de los locales comerciales en el último año, más de mil locales, tomando en cuenta un pronunciado vaciamiento de galerías y centros comerciales, donde se aprecia una movilidad de aquellos que no cierran a sitios más pequeños o más distantes”, afirmó.

Roldán mencionó “tres razones principales vinculadas a los escalonamientos de precios de los contratos de locación; los precios abusivos en relación a la actividad, la fuerte caída del consumo y al ahogo económico generado por el valor de las tarifas de gas, luz y servicios en general”.

“El golpe en la zona centro y macrocentro es más fuerte que en los barrios, y los ajustes en locales céntricos generan una gran movilidad y desplazamientos de los locales comerciales. Se nota además un alto crecimiento de la permanencia de algunos locales comerciales desocupados, algunos hace más de un año”, dijo el ex concejal.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios