Ciudad, Edición Impresa

Peligro

Cayó un 50 por ciento la instalación de equipos GNC

La merma se registró de enero a octubre. Culpan a la suba del combustible y el no estar incorporados al Ahora 12 ó 18.


El rubro de instalaciones de equipos de GNC se encuentra en estado de alerta. Así lo aseguró el ex titular y actual tesorero de la cámara que agrupa al sector, Ricardo Ciavaro. De enero a octubre cayó un 50 por ciento la cantidad de instalaciones en Santa Fe. A la merma se le sumó la negativa del gobierno nacional a que la instalación se pueda financiar con el programa Ahora 18. La situación complica también a unos 4 mil trabajadores de talleres mecánicos que montan los equipos. “Nunca estuvimos incluidos dentro de los programas de 12 cuotas o 18 cuotas sin interés. Los hemos pedido muchas veces. No entendemos por qué no nos han escuchado cuando en realidad lo que vendemos es un ahorro para la gente”, sostuvo Ciavaro. Según el tesorero, los intereses de las tarjetas de crédito en cuotas oscilan entre el 35 y 40 por ciento. Esa tasa, aplicada sobre equipos que valen entre 14 y 18 mil pesos, significa casi 7 mil pesos más.

Vender un ahorro

Siempre según explicaron desde la cámara, la instalación de un equipo de GNC, que reemplaza a la nafta, se amortiza en 18 mil kilómetros por la diferencia económica entre los combustibles. “Creemos que es injusto. Estamos ofreciendo descuentos de 1.000 pesos, que casi siempre sale del costo de la mano de obra”, explicó Ciavaro, quien aseguró que los potenciales clientes se acobardan cuando ven las altas tasas de interés impuestas por las tarjetas de crédito. “A excepción de las grandes empresas, son pocas las personas que pueden pagar de contado”, concluyó el instalador.

Mano de obra afectada

El secretario gremial del Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor (Smata) Rosario, Walter Cabrera, aseguró a El Ciudadano que registraron un deterioro en el expendio de GNC. “Afecta directamente a los trabajadores. Los expendedores pedían que se baje el precio de boca de pozo, lo que se logró. Todavía no se aplicó en la provincia”, agregó Cabrera. En lo que va de 2016, el GNC pasó de costar 5,49 a 12 pesos el metro cúbico. La nafta súper subió de 15,40 a casi 20 pesos. El aumento del gas provocó, según explicó el secretario de Smata, una notable baja en la instalación de equipos de gas, la cual se profundizó entre mayo y octubre de este año en la provincia. “Sumado al deterioro y la paralización en el sector por los aumentos del combustible nos enteramos de que la colocación y compra de equipos no entra en el Ahora 18. Si bien es algo que tiene que resolver la cámara, es una cuestión que afecta a miles de trabajadores”, concluyó Cabrera.

Según los cálculos de Cabrera, la baja en la actividad pone en riesgo a 3 mil trabajadores de talleres en Santa Fe y a otros mil que trabajan de forma indirecta en la instalación.

Las cifras

Según datos suministrados por el Ente Nacional Regulador de Gas (Enargas), en Santa Fe la colocación y compra de equipos de GNC pasó de más de 1.000 instalaciones en enero a poco más de 500 en octubre de este año. En el primer mes del año fueron 1.155. En febrero 1.045, en marzo 1.328, en abril 1.186, en mayo 969, en junio 771, en julio 724, en agosto 743, en septiembre 705 y en octubre 551.

Comentarios