Policiales

Zona norte

Caen sospechosos de amenazar a periodistas de Canal 5

Según la Policía iban en moto e intentaron evadir un control. Uno tenía una réplica de arma de fuego. Cuando la mamá lo fue a buscar a la seccional 30°, también quedó demorada por "agraviar" a los uniformados.


Dos adolescentes menores de edad sospechados de ser quienes días atrás amenazaron a trabajadores de prensa de Canal 5 mientras realizaban un móvil en vivo, fueron detenidos esta tarde por la Policía. A uno se le secuestró una réplica plástica de un arma de fuego.

Voceros del caso informaron que efectivos policiales que realizaban tareas de control en Larrechea y Manuel García intentaron identificar a dos muchachos que iban en una moto Gilera 110 pero que se fugaron. Tras una corta persecución, ambos pibes fueron detenidos y según la Policía brindaron identidades falsas.

El conductor dijo llamarse Matías P., de 16 años y el acompañante Brandon V., de 15. Más tarde, cuando uniformados de la seccional 30° realizaron el acta, una mujer se acercó a la comisaría para preguntar por su hijo, porque vio su moto en la puerta.

Sin embargo, los policías dijeron que no tenían a nadie con el nombre de Álvaro B.. Entonces la madre insistió al ver la gorra de su hijo en la seccional y así volvieron sobre el adolescente que habría confesado su verdadero nombre y edad, de 17 años.

Luego, el muchacho fue reconocido por uno de los policías como quien había realizado amenazas verbales contra los trabajadores de Canal 5 el pasado 3 de julio mientras se encontraban realizando un móvil en vivo en Larrachea y Avalos, por la muerte de la niña Maite Ponce.

Los mismos voceros agregaron que la mamá del muchacho, de 35 años, también fue demorada, porque agravió al personal de la comisaría.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios

Te invitamos a comentar y a debatir. Esta es un área abierta al intercambio de ideas. Nos reservamos el derecho de eliminar un comentario si su contenido es fóbico (basado en conceptos de raza, orientación sexual, nacionalidad, religión, género, etc.), o se entiende como una amenaza o un ataque personal hacia otro comentarista o hacia alguna otra persona vinculada. Cualquier mensaje que consideremos que no contribuye a la discusión abierta, respetuosa o participativa será eliminado.