Edición Impresa, Policiales

caso javier barquilla

Ultiman detalles de juicio abreviado por notorio crimen en Villa Banana

La defensa de Nelson Aguirre y la Fiscalía cerraron convenio por el cual el conocido narco de Villa Banana purgará 16 años de cárcel por el crimen de Javier Barquilla y dos robos. Su pareja firmó ayer arreglo similar por uno de estos asaltos.


La mujer de Pandu, un conocido narco de la zona sudoeste que asoló Villa Banana, fue condenada a través de un juicio abreviado. Romina Berón, de 25 años, participó con su pareja de un robo a un comercio donde perdió su documento de identidad. Por un acuerdo entre la defensa oficial y la Fiscalía, la mujer deberá purgar, por este hecho, una pena de 5 años. La sanción incluye una condena previa del fuero federal, a cuatro años de cárcel, por tenencia de estupefacientes, aunque la cumplirá en arresto domiciliario, ya que tiene cuatro hijos a su cargo y se encuentra cursando un embarazo.

Por su parte, la prisión preventiva que oportunamente se dictó contra Pandu, llamado Nelson Aguirre, está a punto de vencerse, por lo que se realizó una audiencia de prórroga extraordinaria de prisión preventiva y se fijó un nuevo plazo de 45 días. Existe un acuerdo abreviado en trámite para este hombre donde la Fiscalía y la defensa pautaron una pena de 16 años de prisión por dos hechos de robo –en uno de ellos participó con su mujer– y el homicidio de Javier Barquilla, ocurrido el 4 de febrero de 2015. El próximo lunes la familia de la víctima fatal se reunirá con el fiscal Ademar Bianchini para conocer los detalles del acuerdo y determinar si prestará su conformidad.

Romina Berón tiene un nuevo embarazo en su haber. La audiencia, presidida por la jueza Hebe Marcogliese, se llevó a cabo ayer en la sala 8, donde se ventiló el acuerdo al que llegaron las partes. La fiscal Valeria Haurigot junto al defensor oficial Pablo Tojo acordaron echar mano a un juicio abreviado en el caso.

La mujer está imputada como coautora de robo calificado con arma cuya aptitud para el disparo no pudo acreditarse. Ella, junto con su concubino –el temido Pandu– ingresaron a un local comercial de vestimenta y calzado, ubicado en 27 de Febrero al 5300, donde la pareja se alzó con 50 pares de zapatillas, algunos jeans, 500 pesos y los celulares de clientes y dueños. A Romina se le cayó la cédula de identidad en el local, por lo que fue muy fácil para la pesquisa llegar a ella. Pandu fue detenido el 23 de abril de 2015 mientras que la mujer cayó presa tras la audiencia donde se imputó su pareja, cuando intentaba retirarse de la sala.

En aquella oportunidad obtuvo un arresto domiciliario y ayer la Fiscalía y la defensa presentaron un abreviado a su favor por el hecho, donde consta el reconocimiento del robo y una sanción de cinco años de cárcel. Este monto incluye una condena previa a cuatro años que le aplicó un tribunal federal por tenencia de estupefacientes. La mujer cumplirá la pena impuesta en su casa, ya que la modalidad es de arresto domiciliario. Ello se produjo porque Romina Berón tiene cuatro hijos a su cargo y un embarazo en curso. El acuerdo fue aceptado por la jueza Marcogliese, quien homologó el convenio.

El crimen de Barquilla

La prisión preventiva de Pandu está pronto a vencer. Por lo que ayer prorrogaron en forma extraordinaria la medida cautelar en una audiencia oral. En abril de 2015, Pandu cayó detenido en Villa Gobernador Gálvez. Al día siguiente fue imputado del crimen de Javier Barquilla, de 37 años. La víctima era pareja de una militante social del Cuba-MTR y ante una discusión que se generó con su cuñado por un robo Barquilla lo defendió y terminó muerto de cuatro tiros.  El albañil fue blanco de Pandu y su cuñado Wititi, Rodrigo Berón, aunque este último terminó accediendo a un acuerdo abreviado por amenazas.

Tras la muerte de Barquilla, Villa Banana –donde ocurrió el hecho– se levantó cansada de la violencia de la banda de Pandu. Pero no fue el único episodio por el que está imputado: también le achacan el robo con su mujer al comercio de 27 de Febrero al 5300 y una entradera en la localidad de Soldini, en enero de 2015. El hombre quedó registrado en las filmaciones del lugar tras el atraco.

Pandu permanecerá otros 45 días preso bajo prisión preventiva mientras se termina de cerrar un acuerdo abreviado que firmaron las partes. El convenio dispone una condena de 16 años por los tres hechos. Aún resta conocer la decisión de la familia. El fiscal Bianchini –a cargo de la investigación del homicidio– citó a los familiares para el próximo lunes, donde les dará información sobre los detalles del acuerdo. Si bien la Fiscalía realiza estas citaciones para buscar la conformidad de los familiares de las víctimas, en este caso no son parte, ya que no se constituyeron como querellantes. Por ello, si no prestan su conformidad sólo les quedará la posibilidad de cuestionarlo administrativamente ante el superior de Bianchini en la Fiscalía Regional Rosario.

Comentarios