El Hincha

Fútbol femenino

“Tenemos un equipo con buen pie”, dijo la DT de Rosario

Rosana Gómez, entrenadora del seleccionado local, dejó bien en claro la idea de juego. “Se dio el partido que esperábamos. Quizás pensábamos que podía dar algo más el rival, aunque sabíamos que era un equipo nuevo”, aseguó


“Fue genial que entendieran todo de prisa y lo llevaran al campo de la mejor manera”, afirmó Gómez. Foto: Juan José García

Los dos protagonistas coincidieron en sus declaraciones. Es que tanto Rosana Gómez de Rosario como Ricardo Maiztegui de Gualeguaychú destacaron el rendimiento del elenco local y lo complicado que se hace poder combinar el entrenamiento con los chances de realizar un proyecto semejante.

“Se dio el partido que esperábamos. Quizás pensábamos que podía dar algo más el rival, aunque sabíamos que era un equipo nuevo”, declaró Gómez, quien enseguida agregó: “Nosotros hace seis prácticas que estamos juntas, las chicas vienen de distintos clubes, con trabajos futbolísticos. Traté de que las futbolistas elegidas tengan la misma idea de juego, con buen pie, que hagan al equipo rápido. Fue genial que entendieran todo de prisa y lo llevaran al campo de la mejor manera”.

También se tomó un segundo para hablar del público que se llegó al Gabino Sosa para acompañarlas: “Espero que a la gente le haya gustado lo que se vio en cancha, que disfrutaran del espectáculo y se entretengan. Esperemos lograr los resultados que queremos y sabemos que podemos lograrlo”.

Pensando en el cotejo de vuelta, la entrenadora afirmó: “La idea es no cambiar tanto, tratar de que estos partidos nos sirvan para afianzar el juego, teniendo en cuenta los ajustado del tiempo para los entrenamientos, para eso los encuentros son claves. En algunos casos de chicas que venían con molestias musculares evaluaremos a ver cómo están y veremos si realizamos algunas variantes. Los nombres cambiaran, pero la idea seguirá siendo la misma”.

Por su parte, el director técnico entrerriano destacó la tarea realizada pese al resultado adverso: “Es una gran experiencia jugar contra un equipo tan estructurado. Nosotros venimos empezando y esto nos sirve porque de un partido perdido se saca más que de uno ganado. A mis jugadoras les falta entrenamiento, pero hemos hecho mucho en un mes. Hace treinta días no existíamos y ahora estamos compitiendo oficialmente. Hay muchas formas de ganar, Rosario lo hizo con mucho respeto. Somos adversarios, no enemigos”.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios