Política

Elecciones 2021

Radicales del NEO vuelven a la carga por el frente de frentes

Tras la muerte de Miguel Lifschitz, el sector mayoritario de la UCR provincial lanzó un llamado a todas las fuerzas opositoras con el objetivo de confluir en una propuesta electoral que tenga como meta “frenar al kirchnerismo”. Pullaro y Michlig lideran la iniciativa.


Maximiliano Pullaro y Felipe Michlig, dos de los principales dirigentes de la UCR santafesina que promueven la conformación de un “frente de frentes”.

Los radicales del NEO, el sector mayoritario de la UCR provincial, decidieron acelerar a fondo hacia la construcción de un frente electoral no peronista para los comicios de medio término. El senador Felipe Michlig y el diputado Maximiliano Pullaro lideran esa tarea con la venia del ex vicegobernador de Santa Fe y actual presidente del partido a nivel provincial, Carlos Fascendini.

Los movimientos internos en el Frente Progresista tras la muerte del ex gobernador socialista Miguel Lifschitz no se hicieron esperar. Michlig lanzó una proclama en busca de reunir a todo el arco no peronista en un nuevo frente que reúna a los partidos del Frente Progresista y de Juntos por el Cambio. Esa idea, que Lifschitz había rechazado en su momento, ahora vuelve a cobrar fuerza.

La movida de los radicales NEO, que tienen como referencia nacional a Martín Lousteau, se da en paralelo al reacomodamiento del macrismo en la provincia de Santa Fe. En las últimas horas el dirigente radical Mario Barletta anunció su intención de competir como senador nacional, mientras que en el otro campamento de Juntos por el Cambio Roy López Molina (PRO) y José Corral (UCR), con la bendición del alcalde porteño Horacio Rodríguez Larreta, unen fuerzas con dirigentes del PDP para conformar una propuesta electoral.

Decididos a capitalizar esos movimientos bajo el liderazgo de la UCR santafesina, los referentes del NEO ya pusieron manos a la obra con el objetivo de “consolidar una herramienta política que permita un triunfo en la elección nacional del presente año y siente las bases de la alternancia en el gobierno provincial en 2023”, según señaló el senador Michlig.

“La UCR trabajará para unir la oposición al kirchnerismo. Debemos escuchar la demanda de amplios sectores de la sociedad que piden confluir en un espacio común que defina un programa de desarrollo y le ponga un freno al vamos por todo”, postuló el diputado Pullaro este domingo en su cuenta de Twitter, al hacerse eco de la propuesta de su correligionario Michlig.

Días antes, el senador provincial por el departamento San Cristóbal había publicado un extenso documento en vistas a sentar las bases de un acuerdo amplio para enfrentar al peronismo en las próximas elecciones.

“El presente nos indica que la mayoría de los santafesinos considera como mala’ a gestión de Omar Perotti y se expresa a favor de un cambio en la administración política de la provincia al término de su mandato, lo cual se sustenta comparativamente en la gestión precedente que encabezó Miguel Lifschitz, la cual se valora –en contraposición a la actual– como muy positiva”, señala el texto firmado por Michlig.

“Era en torno a esa figura, la del ingeniero Lifschitz, que se estaba trabajando en consolidar una herramienta política que permita un triunfo en la elección nacional del presente año y siente las bases de la alternancia en el gobierno provincial en 2023. La desaparición física de Lifschitz (el único gran elector que le quedaba a la provincia) cierra un ciclo político que impone nuevos desafíos a la oposición al peronismo: recrear la organización de la oposición en torno a programas comunes y dotarla de nuevos liderazgos”, agregó el senador.

“Lo que era fácil de hacer por la presencia política de Lifschitz, ahora requiere de mayores articulaciones y diálogo entre actores políticos de distintos orígenes, que comparten nuestras preocupaciones y el legado de Miguel en el ideario de aspirar a tener una provincia mejor, para el beneficio del conjunto de los santafesinos y santafesinas”, continúa el documento del legislador radical.

Según Michlig, para que la oposición pueda ganar la provincia “hace falta organización y nuevas coincidencias programáticas que fortalezcan lo realizado durante las gestiones de Binner, Bonfatti y Lifschitz. Organización que pueda nuclear a las voluntades de cambio y propuestas que le den sentido y contenido a la futura plataforma, para no repetir el error del actual oficialismo, que todavía sigue buscando el rumbo y no termina de arrancar”.

El senador de San Cristóbal, igual que Fascendini, entiende que el Frente Progresista como existió hasta 2019 ya no tiene sentido y que es necesario generar un nuevo espacio con todas las fuerzas opositoras: “Es necesario hacer todos los esfuerzos posibles por construir una propuesta política que provoque un cambio en Santa Fe, ante un gobierno conservador y fiscalista que privilegia el plazo fijo antes que el destino de sus ciudadanos”.

En un mensaje dirigido al socialismo, el legislador de la UCR dijo que su partido “asume el lugar que le toca, el de principal fuerza opositora por su representación legislativa y territorial, y es desde ese lugar que convocamos al conjunto de las fuerzas políticas de la oposición a un acuerdo programático que derive en una necesaria concertación electoral. Queremos coincidir en la ruta con quienes hemos construido la coalición que ya supo ganar y gobernar y ampliar ese colectivo social con los espacios políticos que, al igual que nosotros, entienden que lo público se defiende cuidando valores democráticos y republicanos”.

En otro tramo del documento, Michlig señala: “Queremos una amplia unidad que lleve al Congreso Nacional la voz de la mayoría del pueblo santafesino que pide terminar con los excesos del poder, las arbitrariedades a las que nos pretende acostumbrar el kirchnerismo y que defienda los intereses santafesinos. No queremos delegados del gobierno provincial en Buenos Aires que, por temor a lo que diga Cristina, no reclamen, por ejemplo, el vergonzoso hecho de que Santa Fe sea la última provincia en inversión pública nacional del país, o que no se animen a reclamar la millonaria deuda que tiene la Nación con los santafesinos”.

“La unidad es una construcción no exenta de debates y de dificultades. Pero entendemos también que hay coincidencias básicas que son las que priman: cuidar lo público, recuperar un gobierno donde se prioricen más a los ciudadanos que cualquier tipo de corporación, una administración transparente, honrada y una construcción política plural y participativa que nos permita dar vuelta la página para recuperar las posibilidades de progreso de nuestra provincia, que no serán posibles en un Estado Nacional que nos relega y nos somete a un centralismo que está probadamente fracasado”, añadió el senador.

“Para provocar estos cambios hay que ganar elecciones y estamos convencidos de que hay que ofrecer en este 2021 una alternativa potente a una sociedad que está exigiendo nuevos paradigmas. Debemos escuchar la demanda de amplios sectores de la sociedad que piden confluir en un espacio común para frenar al kirchnerismo, al vamos por todo de Cristina o que ven en el populismo un retroceso institucional. Tenemos experiencia probada para mejorar las condiciones sociales de la gente de manera plural, eficaz y sin corrupción”, concluye el documento.

Comentarios

10