El Hincha, Newell's Old Boys

Fútbol

Nacho decidió con el corazón y cumplirá su deseo de retirarse en Newell’s

Scocco le comunicó a Gallardo que no seguirá en River y los hinchas leprosos explotaron de alegría ante el regreso del goelador, campeón con la Lepra en 2004 y 2013. En los próximos días estará sellando su nuevo vínculo con la entidad del Parque


El sentido de pertenencia en Newell’s escribirá en los próximos días su enésimo capítulo. Para los hinchas leprosos es un orgullo que esto suceda, aunque es tan habitual que muchas veces se pierde de vista la grandeza de estos actos llenos de amor en medio de un fútbol donde muchas veces la billetera aplasta cualquier sentimiento.

Ignacio Scocco decidió con el corazón. Una vez más. Estaba muy cómodo en River, los hinchas lo idolatraban, Marcelo Gallardo le pidió que se quedara, su familia estaba asentada, y le ofrecieron un contrato muy tentador. Pero Nacho había decidido que el final de su carrera iba a ser en Newell’s, el club que lo vio nacer, el que lleva en el corazón. Y a pesar de las tentaciones, le dijo “no” a su continuidad en River.

“El Club Atlético River Plate informa que el jugador Ignacio Scocco ha tomado hoy la decisión de no renovar su contrato como jugador del plantel profesional de fútbol de esta Institución. ¡Gracias, Nacho! Muchos éxitos en esta nueva etapa”. El mensaje oficial de River a las 22.21 del martes hizo explotar a los hinchas leprosos. En medio de este parate que parece interminable, Scocco provocó un festejo comparable con cualquiera de los 77 goles que anotó con la rojinegra.

Ignacio Scocco se comunicó con Marcelo Gallardo y le comunicó que no iba a aceptar la renovación. Y seguramente el Muñeco no se sorprendió. El DT de River ya había anunciado públicamente que Nacho estaba entre quedarse o volver al club de sus amores. Y un futbolero como Gallardo habrá intuido que cuando se trata de Newell’s, el corazón manda.

Nacho se debatió varios meses sobre quedarse en River o volver al Parque. Pero el deseo de terminar su carrera en Newell’s pudo más. Dos veces campeón, el delantero pretendía volver estando vigente. Y con 35 años da la sensación que todavía tiene mucho para dar dentro de la cancha.

Hasta el martes, la dirigencia leprosa se había movido con cautela. No quería presionar de más. Tampoco hablar con Scocco a espaldas de River. De eso se encargó Maxi Rodríguez, quien como él mismo dijo en más de una ocasión, lo “bombardeó” con fotos y mensajes. Y también Pablo Pérez, que la semana pasada imploró por el regreso. Y así, tres campeones de 2013 volverán a estar juntos dentro de la cancha. Un lujo para Frank Kudelka, que tiene un equipo para aspirar a pelear todo lo que juegue.

Con la decisión de Scocco tomada, Newell’s comenzó a acelerar el acuerdo. Hoy habrá una charla con Fabián Soldini, representante del delantero, donde se pondrán los números sobre la mesa. La Lepra no podrá igualar lo que le ofrecía el Millonario, pero eso lo sabía Nacho y también su representante, así que lo económico no debería ser un gran problema, aunque Newell’s deberá hacer un esfuerzo desde la billetera.

Sin dudas el regreso de Nacho está ligado a lo sentimental. Pero también a lo deportivo e institucional. Hoy Newell’s es un club ordenado, con los sueldos al día, y con unas inferiores que apuntan a regresar a los productivos tiempos de Jorge Griffa, quien no por casualidad regresó para asesorar a Enrique Borrelli.

Y la mejoría institucional permitió un crecimiento deportivo. La llegada de Frank Darío Kudelka fue un gran acierto, y desde hace dos mercados de pases, a la hora de contratar refuerzos hay más aciertos que errores. Por eso Maxi prolongó su carrera, volvió Pablo Pérez, y Cristian Lema y Santiago Gentiletti se quieren quedar. Porque además está la tentación de una Copa Sudamericana que puede ser una gran chance para un Newell’s que tiene como materia pendiente un título internacional.

Nacho tendrá otro desafío. Hoy acumula 77 goles con la casaca leprosa. Y está séptimo en la tabla histórica del profesionalismo, a diez de Maxi Rodríguez (87), que amenaza con entrar al podio que encabeza Condorito Ramos con 104 gritos, y tiene a Cucurucho Santamaría (90) y Alfredo Obberti (89) como escoltas.

Ahora falta el gancho, que seguramente se dará en los próximos días. Y el sentido de pertenencia leproso sumará un nuevo capítulo. No deja de sorprender.

 

Comentarios