Mundo

Dos meses antes

Maduro decidió adelantar la Navidad en Venezuela: se celebró el 15 de octubre

La iniciativa fue una nueva estrategia vinculada a la "Soberanía alimentaria" y a las creencias religiosas en medio la crisis económica


Mediante un mensaje de “impulsamos la soberanía”, los medios afines al oficialismo comunicaron que este 15 de octubre se declaró el inicio oficial de la Navidad 2020 en el país, donde ya aparecieron típicos elementos que caracterizan a la festividad cristiana, como una imagen de la Virgen María con Jesús entre sus manos.

El presidente venezolano publicó en su cuenta de Twitter que “los mejores juguetes para niños y niñas” serán repartidos por comités locales de abastecimiento y producción, que formarán parte del plan “Navidades Felices y Seguras”.

Esta semana también se conoció que tras el cierre de fronteras por la pandemia, Venezuela volverá a recibir vuelos comerciales provenientes de República Dominicana, México y Turquía en diciembre, tras siete meses consecutivos de prohibición de operaciones aéreas, prometió Maduro.

“Ya para diciembre tendremos vuelos de República Dominicana, ya está establecido, tendremos vuelos de México (…), tendremos el vuelo directo de Turquía”, uno de sus aliados internacionales, indicó el mandatario durante un encuentro virtual del Foro de Sao Paulo. Maduro no aportó detalles sobre esos vuelos ni cuándo se reactivarán otros.

Hasta el próximo 12 de noviembre está vigente una restricción de vuelos comerciales en Venezuela por la pandemia de COVID-19, prohibición que rige desde marzo.

Venezuela, un país de 30 millones de habitantes, registra 85.005 contagios y 714 fallecidos, según cifras oficiales. Organizaciones como Human Rights Watch cuestionan, no obstante, los balances oficiales por considerarlos poco creíbles.

“Estamos mejorando en la lucha contra la pandemia y para el 6 de diciembre vamos a estar en una mejor situación”, señaló Maduro, invitando a miembros del bloque izquierdista a las elecciones parlamentarias de diciembre, cuestionadas por Estados Unidos y la Unión Europea y que serán boicoteadas por los principales partidos opositores.

La víspera, el líder chavista ordenó “reabrir paulatinamente” los espacios turísticos del país a partir de diciembre bajo protocolos de bioseguridad contra el covid-19, tras una “tendencia sostenida” de disminución de contagios.

Tras más de un semestre de inactividad, la Asociación Venezolana de Agencias de Viajes y Turismo (AVAVIT) alertó “el quiebre inminente y cierre de operaciones definitivas de agencias de viajes y turismo a nivel nacional”, según un comunicado difundido el martes. Esto, continuó el documento de AVAVIT, trajo consigo “la afectación de 15 mil empleos directos y 60 mil indirectos para el subsector de agencias de viajes”.

Antes de la pandemia, que llegó a un país que transita hacia su séptimo año consecutivo de recesión y la inflación más alta del mundo, la actividad aérea se había desplomado por un masivo éxodo de aerolíneas por deudas estatales que ascienden a 3.800 millones de dólares, según la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA). Eso por falta de divisas para repatriar ganancias en el marco de un control cambiario aplicado desde 2003.

Sin embargo, empresas como Air France, Iberia y Turkish Airlines mantenían vuelos hacia destinos como París, Madrid o Estambul, mientras que otras como Wingo volaban hacia Bogotá.

Comentarios