Policiales

Ni Una Menos

Lo detuvieron tras pasar cinco años prófugo por el femicidio de Gisela Bustamante en Santa Fe

Carlos Marcelo S., de 49 años, fue apresado este martes por la mañana en una pensión del barrio porteño de Devoto y por ser el principal sospechoso por el brutal crimen de la joven trabajadora sexual cometido el 6 de febrero de 2016 en la ex estación Mitre de la capital provincial


Un hombre de 49 años fue detenido este martes por estar sindicado en la investigación por el brutal femicidio de Gisela Beatriz Bustamante, de 29 años, cometido en la ex Estación de Trenes Mitre en la capital provincial. A cinco años del homicidio de la joven trabajadora sexual, el personal de la Brigada de Femicidios de la Agencia de Investigación sobre Trata de Personas y Violencia de Género junto a la sección Homicidios de la Policía Federal, localizaron y atraparon al principal sospechoso en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Caba).

Voceros policiales indicaron que la fiscal Alejandra Del Río Ayala retomó hace un tiempo la investigación por el brutal asesinato de Gisela. La fiscal y los pesquisas entrevistaron a las compañeras la víctima, recolectaron testimonios de posibles testigos, datos callejeros y revisaron las cámaras de seguridad del momento del hecho.

De este modo y tras un mes de medidas, llegaron al principal sospechoso y este martes por la mañana el personal de la Brigada de Femicidios lo detuvo en un allanamiento en una pensión de Franco al 3500, en el barrio porteño de Villa Devoto.

El hombre, identificado como Carlos Marcelo S., de 49 años, será trasladado en las próximas horas a la ciudad de Santa Fe para la correspondiente audiencia imputativa, aportaron los voceros.

El femicidio

Gisela Bustamante era una trabajadora sexual oriunda de Rafaela que hacía un par de meses se había mudado con unas amigas en el barrio Centenario de la capital provincial.

El 6 de febrero de 2016 a las 8, dos nenes encontraron su cuerpo en el predio de la ex Estación Mitre. Estaba a escasos 50 metros del destacamento de la Policía de Acción Táctica (PAT) y donde también funcionaba un club del trueque en la esquina de avenida General López y bulevar Zavalla.

Las amigas la identificaron a las 48 horas, el resultado preliminar de autopsia arrojó que Gisela fue víctima de una violación, la habían golpeado y que la asesinaron mediante asfixia.

Por ese tiempo, el Centro Cultural y Social El Birri, el Foro Santa Fe Contra la Trata y La Antirrepresiva, organizaciones que también funcionan en la ex Estación hicieron una manifestación para exigir justicia por el femicidio de Gisela y denunciaron el estado de abandono en el que se encontraba el predio –único espacio verde que tienen los vecinos de barrio San Lorenzo– con pastizales altos, caños rotos y sin iluminación.

En la conferencia de prensa, referentes del Birri y el Foro contra la Trata también pidieron que “el destacamento de la PAT fuera retirado de inmediato del centro de la plaza y se brinden las explicaciones correspondientes de parte del Ministerio de Seguridad respecto del desempeño de los uniformados en el momento en que a escasos metros se violaba y mataba una mujer; así como respecto del constante hostigamiento y persecución infundada a menores de edad que hacen uso de un espacio público como es una plaza”.

Comentarios

10