Política

En Buenos Aires

Lifschitz y Fein se reunieron para trabajar sobre nuevo modelo de salud pública

Referentes de salud de diversos dirigentes del arco político nacional junto al gobernador de la provincia de Santa Fe y la intendenta de Rosario debatieron los desafíos del futuro


Convocados por el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, y la intendenta de Rosario, Mónica Fein, referentes de salud de diversos dirigentes del arco político nacional se encontraron el miércoles en la casa de Santa Fe en la ciudad de Buenos Aires para discutir un modelo de salud pública para el futuro de Argentina, en la que todos tengan acceso a un sistema de calidad.

Pensar la salud en clave de derechos es un desafío complejo y requiere de firmes lineamientos políticos y una propuesta estratégica a largo plazo, por la necesidad de concertación con múltiples actores. Con estos lineamientos, actores con estudios y experiencias en diversas áreas de la salud se reunieron para debatir los desafíos del futuro.

Asistieron representantes de las gestiones de la provincia de Santa Fe y la ciudad de Rosario, además de especialistas que se referencian con dirigentes como Roberto Lavagna, Martín Losteau, Margarita Stolbizer, Matías Lammens, Facundo Manes y Ricardo Alfonsín, entre otros.

El debate permitió avanzar en nueve ejes concretos, en los que todos se comprometieron a seguir trabajando con el fin de derivar en un nuevo modelo de salud pública que llegue a todos los rincones del país y no haga diferencia entre regiones, provincias o municipios, permitiendo generar una única política de Estado en todo el territorio por igual.

“Más allá de la discusión de posibles nombres para encabezar una propuesta, no podemos dejar de plantear debates de fondo, necesarios para saldar deudas impostergables para el país que viene. Argentina tiene que empezar a discutir proyectos, más allá de personas”, aseveró el gobernador santafesino.

Lifschitz remarcó que “la reunión sirvió para mostrar la experiencia de la provincia de Santa Fe y de Rosario, pero sobre todo para reflexionar y plantear algunas bases de un proyecto de Salud Pública para la Argentina del Siglo XXI”.

“En un momento donde vemos un retroceso del Estado nacional en esta área y no sólo por quitarle la jerarquía al Ministerio, sino también en prestaciones, nos parece vital trabajar en un proyecto de salud pensado y trabajado en profundidad para que pueda ser tomado por cualquier candidato a presidente. Aunque por supuesto, para eso, hay que tener ciertas coincidencias ideológicas y valores, que permitan entender que la salud es un derecho y que tiene que estar al alcance de cualquier ciudadano, con una prestación de calidad”, aseguró el gobernador.

La intendenta de la ciudad de Rosario, Mónica Fein, resaltó la importancia de generar políticas públicas a largo plazo: “En Rosario y Santa Fe podemos mostrar un modelo exitoso de salud pública, en el que miles y miles de personas a lo largo de todo el territorio acceden a un sistema de calidad, con producción propia de medicamentos, y que no mira a la salud como una mercancía sino como un derecho. Es por ello que cuando la crisis económica empieza a hacer mella en los sectores más vulnerables, encuentran una red de contención primaria que no existe en todo el país, y eso nos parece sumamente peligroso”.

En el documento final los asistentes coincidieron en que “el sistema de salud en la Argentina está caracterizado por la fragmentación, la superposición de lógicas, la sobreoferta y la exclusión. La fragmentación del sistema de salud es frecuentemente señalada como una de las causas principales de resultados sanitarios insatisfactorios. En este marco de análisis, desde una mirada progresista, consideramos que es necesario planificar e implementar una serie de reformas concatenadas y orientadas en un objetivo común, que respeten rigurosamente los principios como la equidad, la integralidad, la calidad, la accesibilidad. También consideramos imperioso revertir los procesos que tienden a un achicamiento y a un corrimiento de la presencia del Estado en la construcción de las políticas sociales. Las propuestas neoliberales no son la solución, porque sólo el ámbito público puede garantizar derechos ciudadanos.”

Lo que se propuso es ir dando pasos hacia un sistema estatal fuerte, orientado por una perspectiva de Derechos, estimulando el desarrollo de la capacidad instalada en lo público y desandando el camino del sector privado para avanzar en la construcción de un proyecto colectivo de salud. Donde el Estado nacional sea el conductor, el soporte y el garante; tanto de la soberanía como de la participación de los gobiernos provinciales, municipales, otros actores del sector y de la comunidad. En síntesis, el objetivo es un proyecto nacional de salud, inclusivo, universal, integrador, equitativo y soberano.

Además de Lifschitz y Fein, de la reunión participaron:  Adrián Alasino (Decano de la Facultad de Medicina de la UNLP); Pablo Bonazzola (Médico UNR) clínico y terapista (Hospital Durand), Diplomado en Salud Pública (UBA); Leonardo Caruana (Secretario de Salud Pública de Rosario); Juan J. D´Aloisio (Director del Laboratorio de Especialidades Medicinales -LEM-), Silvia Faraone (Doctora de la Universidad de Buenos Aires en Ciencias Sociales, Master en Salud Pública de la Universidad de Buenos Aires y especialista en Salud Internacional.); Emiliano Galende (Médico psicoanalista; docente e investigador en universidades de Argentina, Uruguay, Chile y España);  Arnaldo Medina (Ex Director Hospital El Cruce); Ricardo Nid (Decano de la Facultad de Medicina de la UNR);  Mario Rovere (Destacado Sanitarista); Andrea                Uboldi (Ministra de Salud de la Provincia de Santa Fe), junto a profesionales de la salud de los equipos de Facundo Manes, Matías Lammens, Roberto Lavagna, Margarita Stolbizer y Ricardo Alfonsín.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios