Gremiales

Frente a la planta de VGG

La Asamblea feminista de Cargill le dijo no al ajuste

La Asamblea Feminista se realizó con la presencia de trabajadoras aceiteras, pero también de integrantes de distintos colectivos de mujeres, organizaciones gremiales y partidos políticos.


“Es una medida de disciplinamiento”, denunciaron las trabajadoras de Cargill este lunes  en la asamblea feminista que se realizó, en medio del lock out patronal, en Solís 822 bis, frente a la planta de Villa Gobernador Gálvez de la multinacional.

Una de las once trabajadoras de la planta de Cargill, María Martínez, subrayó: “Vinimos a trabajar y nos encontramos con que la empresa nos cerró la puerta, argumentando que era un tema de seguridad, cuando es una gran mentira. Los jerárquicos dijeron que habían sido amenazados, y eso es otra gran mentira, porque ellos nos amenazaban a nosotros, diciendo que si ejercíamos nuestro derecho a huelga iban a suspendernos sin goce de sueldo. Es decir que no sólo amenazan, sino que cumplen con sus amenazas”.

Afiliada al Sindicato de Aceiteros, Martínez puntualizó: “Lo hacen para que nos asustemos y pensemos qué hacemos a fin de mes con mucho menos de la mitad del salario, muchos somos jefes de familia, pagamos el alquiler. Por eso les pedimos ayuda a las compañeras, y les dijimos que hoy no sólo necesitamos luchar codo a codo con los compañeros. No es sólo una lucha de género sino también de clase. Hoy hacen esto en Cargill, antes fue Unilever y van a seguir las multinacionales”, agregó Martínez.

Los 34 despedidos por la empresa son varones. De ellos, 33 trabajan en Alvear y Villa Gobernador Gálvez. Pero las compañeras dejaron bien en claro que esta embestida –en un marco político de retroceso de derechos- tiene un claro mensaje para todas y todos.

Según datos de la Bolsa de Comercio de Rosario, la planta que tiene Cargill en Alvear (Punta Alvear) ocupó en 2017 el primer lugar en el ranking de exportaciones. Embarcó 3,8 millones de toneladas de granos, un 25% más que 2016 y un 121% más que en 2015. La multinacional tuvo en 2017 una rentabilidad neta de 324.000 mil dólares por hora y 5.403 por minuto. Su facturación diaria es casi de 8 millones de dólares por día, y es una de las empresas más rentables del planeta.

La Asamblea Feminista se realizó con la presencia de trabajadoras aceiteras, pero también de integrantes de distintos colectivos de mujeres, organizaciones gremiales y partidos políticos. “Lo que se expresó es la fortaleza que tenemos como movimiento de mujeres, que somos parte de todas las luchas, también de las sindicales, y cómo vamos cobrando un protagonismo en estos ámbitos que antes no teníamos. Las compañeras hicieron una caracterización de cómo entienden que se originó el conflicto, que está relacionada con el cambio de directivos y la nueva lógica que empieza a ajustar y perseguir en el marco de este gobierno nacional”, expresó Majo Gerez, dirigente de Mala Junta y Ni Una Menos Rosario. “Fuimos las mujeres de todo el campo popular las que nos hicimos presentes y expresamos nuestra solidaridad. Fue un gran triunfo”, agregó.

Si te gustó esta nota, compartila