Ciudad

Esfuerzo, disciplina y solidaridad

Joven rosarina viajará a Tokio a bailar break dance

Serena Paredes tiene 17 años y es una “b-girl”. Quedó preseleccionada entre cuatro adolescentes de todo el país para participar en Japón del clasificatorio a los Juegos Olímpicos de la Juventud. A principios de año se creó una campaña para ayudar a solventar los gastos


Serena tiene una pasión: bailar. La tiene desde los 13 años. Ahora tiene 17 y es una promesa en el break dance. La “b-girl” quedó preseleccionada entre cuatro adolescentes de todo el país para participar en Tokio, Japón, del certamen clasificatorio a los Juegos Olímpicos de la Juventud que se realizarán en octubre de este año en la ciudad de Buenos Aires.

Para llegar a esa instancia Serena viajará a Tokio y será una competición reñida. Sólo quedarán dos bailarines de break dance para representar al país. Los otros jóvenes preseleccionados son de Mendoza y de Río Negro. Son dos chicas y dos chicos. “Depende como sean las llaves me tocará competir contra la chica mendocina, no sé si nos cruzaremos en Tokio, ya que la competición abarca unas 16 chicas y más de 30 chicos. Participarán 32 países”, contó Serena a El Ciudadano.

La joven promesa viajará el lunes 14 y la competencia dará inicio el domingo 20 de mayo. Si bien ya ha participado en otras competencias en todo el país (Buenos Aires, San Luis, Córdoba, etc) es la primera vez que está en un certamen de carácter internacional.

“Conocí el break dance hace 8 años. Veía por la tele a unos chicos en Talento Argentino y me encantaba. Hace cuatro años un amigo me invitó a bailar en el Parque España -que es donde se juntan- y me enseñó cosas, el resto lo aprendí de manera autodidacta”, relató.

El deporte es disciplina y Serena es consciente de ello. Entrena de lunes a viernes cinco horas al día en su casa y en un espacio que le cedió la Municipalidad de Rosario en 27 de Febrero y Ovidio Lagos. Lo hace sola con su música. “Me pongo a bailar o a pulir algunas cosas. Hago mis entradas sola. Antes me entrenaba una chica que es gimnasta y me enseñó algunos cosas. Ahora me compré el tatami (de goma eva) y un suelo de vinílico que resbala y allí ejercito”, alardeó.

 

Serena vive en zona oeste y cambió su turno en el colegio para poder practicar. Está yendo por las noches, así le queda tiempo durante el día. Da, además, clases de baile en Distrito 7 los jueves y sábados de 17 a 20. Está en cuarto año de la secundaria y cuando finalice quiere estudiar danza en la Universidad. “Quiero tener un título, amo el baile y me encantan los niños, me gustaría poder dar clases o hacer algo con los más pequeños”, proyectó la adolescente.

Esta rama del hip hop es muy reducida en la ciudad. “Cuando entré a bailar éramos cinco chicas, ahora somos dos b-girls, el resto se quedó en el camino y cuando nos juntamos todos seremos unos 50, muy pocos respecto a otras provincias que tienen más instaurada esta cultura”.

Campaña solidaria

Desde principios de año se llevó a cabo una campaña impulsada por Ciudad Futura para recaudar dinero para su viaje. Y la solidaridad de la gente fue tan grande que se consiguieron pasajes para ella y para su madre.

Este lunes 14 viajan a Tokio y la competencia se realizará el 20 de mayo. Será la última etapa que deberá atravesar Serena para quedar finalista y participar de los Juegos Olímpicos de la Juventud, que se harán en Buenos Aires en octubre de este año.

Hace unos meses se largó la campaña solidaria #SerenaTieneQueEstar para que pueda cumplir su sueño y ser la primera rosarina en esa disciplina. A la campaña se le sumaron figuras famosas del deporte como el futbolista ex Newell’s Nahuel “Patón” Guzmán y el director técnico rosarino Mariano Soso, quienes le dieron uno de los pasajes y ropa deportiva, según contó Serena a este diario.

Distinción en el Concejo

El miércoles por la tarde Serena fue reconocida en el Concejo Municipal antes de su viaje a Tokio, donde buscará la clasificación en la categoría Break Dance para los Juegos Olímpicos de la Juventud. “Fue muy lindo la verdad, había mucha gente, bailamos y tuve que decir unas palabras”, agradeció.

Nociones básicas

“B-girl” se denomina a una bailarina de break dance, así como a los chicos se los llama “b-boys”. Todo producto de la cultura hip hop, nacida a fines de los años 60 como un movimiento de contracultura urbana en el Bronx (Nueva York), con especial protagonismo de jóvenes afroamericanos e hispanos.

Serena resumió que dentro del hip hop hay varias ramas: los graffiteros, los raperos, los DJ y los que bailan break dance.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios