El Hincha

Jona Sacco debuta en Uruguay en el clásico Nacional-Peñarol: “Vamos a dejar todo por ganarlo”

Tras varios meses de entrenar con el equipo, el pivot saldrá a la cancha en un juego que despertó mucha expectativa


Cuando eligió aceptar la propuesta de Nacional de Montevideo, Jonatan Sacco sabía que era más que probable estar varios meses sin jugar, entrenando a la par de sus nuevos compañeros pero a la espera de que el certamen uruguayo complete la temporada interrumpida por la pandemia. Hubo ansiedad, pero también trabajo y esfuerzo, aunque las dilaciones y suspensiones demoraron mucho el debut. Ahora, en el salto inicial de la nueva temporada, apenas faltan horas para la presentación del jueves 18 nada más y nada menos que en el clásico ante Peñarol.

“La verdad que me lo traté de tomar de la mejor manera posible. Aproveché a recuperarme se una tendinitis que tuve la temporada pasada, me puse bien en forma y siempre tratando de mejorar día a día para llegar lo mejor posible al arranque del torneo”, explica el interno formado en Libertad, que se dio a conocer en el básquet grande en Sportsmen Unidos y que ya lleva varios años de carrera en el ascenso argentino, previo a este paso internacional.

“El nivel del torneo es bueno, es un básquet muy físico el que se juega acá. Esta Liga se armó muy fuerte, con muy buenos nacionales y extranjeros de gran nivel, se dice que puede el ser torneo más fuerte de los últimos tiempos”, analiza Sacco, quien de todas maneras vive con cautela la situación ante el amenazante incremento de los casos de coronavirus: “La situación está fea, como en todos lados. Empezaron a vacunar hace poco así que esperemos que esto mejore. Es una situación difícil, donde mucha gente vive con miedo y estaría bueno que se termine para poder volver a disfrutar todo de nuevo”.

“El formato este año es una fase de grupos en la que vamos a jugar todos contra todos pero a una rueda y luego arrancan los playoffs. Debido a que todo se fue atrasando por el Covid, se generó un torneo dentro de todo corto, donde jugamos dos partidos por semana, por eso hay que prepararse lo mejor posible para llegar bien físicamente”, aclara Sacco, que tendrá como compañero al reconocido base español Carlos Cabezas.

El inicio con clásico genera mucho entusiasmo, pero también responsabilidad. Así lo explica el rosarino: “Las expectativas siempre son las mejores, sabemos que es el partido más importante tanto para nosotros como para la gente. Lo único que se habla desde que se confirmó la fecha es en ganar. Estamos preparándonos fuertes para este partido tanto como para el resto del torneo, pero un clásico siempre tiene un gusto distinto y vamos a dejar todo por ganarlo”.

Después de tanta espera, tantos entrenamientos sin objetivo cercano, Jona Sacco está listo para mostrar todo su juego y temperamento en el básquet uruguayo. Otro embajador rosarino por el mundo.

Comentarios