Edición Impresa, El Hincha

Ingresa Danelón

Cuffaro Russo ya tiene el reemplazante del suspendido Jonatan Gómez para el partido de mañana hoy Tigre.

“Probablemente juegue Danelón”, adelantó Ariel Cuffaro Russo sobre el reemplazante de Jonatan Gómez, suspendido por cinco amarillas, en el partido que Central jugará mañana a las 17 ante Tigre en el Gigante, por la segunda fecha del Clausura y con el arbitraje de Patricio Loustau.

“No puedo confirmar el equipo porque hay jugadores que se están recuperando”, advirtió el DT. “Puede entrar Danelón por rendimiento y por lo que imagino del rival. No es una posición desconocida para Chiqui. Tiene sorpresa por afuera y creo que el partido que se jugará mucho por los costados”, fundamentó sobre la elección.

Con una variante obligada, la probable formación de Central estaría compuesta por Hernán Galíndez; Diego Chitzoff, Nahuel Valentini, Guillermo Burdisso, Paúl Ambrosi; Alexis Danelón, Mario Paglialunga, Martín Astudillo, Gervasio Núñez; Adrián De León y Emilio Zelaya. Para el Canalla, será la posibilidad de enderezar el rumbo.

Tras la dura derrota contra Racing en el debut, el plantel de Central retornó ayer a la actividad con un entrenamiento vespertino, celebrado en el country de Arroyo Seco. Para los que actuaron en Avellaneda, la actividad consistió en trabajos regenerativos, a las órdenes del profesor Horacio Vigna, en tanto que los suplentes que no ingresaron participaron de un ensayo de fútbol reducido.

Tres jugadores no entrenaron de manera normal, a raíz de distintos traumatismos. Tales los casos de Núñez, Chitzoff y Zelaya. No obstante, el cuerpo médico que encabeza el doctor Francisco Campillo confía en que los tres llegarán en buenas condiciones al partido de mañana en el Gigante.

Hoy, el plantel volverá a entrenar en Arroyo Seco, aunque a puerta cerrada para la prensa. Además de los probables titulares, permanecen concentrados Manuel García, Cristian Cuffaro Russo, Ignacio Bogino, Lucas Moya, Matías Ballini, Ramón Darío Ocampo, Milton Caraglio y Leandro Gurrieri.

Comentarios