Policiales

Sin descanso para las balas

Hubo cinco balaceras contra viviendas y un joven atacado a tiros en menos de 24 horas

Las detonaciones se sucedieron este martes y los primeros minutos del miércoles contra fachadas en diferentes barrios de la zona sur y noroeste, los cuales no dejaron heridos, pero sus moradores no encuentran explicación. En tanto, en un sexto hecho un muchacho fue baleado en un brazo


Al menos cinco balaceras contra viviendas se cometieron en menos de 24 horas en la ciudad que se sumaron al ataque a tiros que sufrió un joven en la zona sur y que terminó internado con una herida en uno de sus brazos. Entre el martes y este miércoles, tres de estos hechos ocurrieron en la zona sur y los restantes en el noroeste.

Sur violento

Cerca de las 18 de este martes, Isaías, de 22 años, fue atacado a tiros en la intersección de avenida Abanderado Grandoli y Sánchez de Thompson, en inmediaciones del Fonavi de Parque del Mercado.

De acuerdo con fuentes policiales, el joven caminaba por el lugar y fue abordado por dos atacantes en motos que le efectuaron varios disparos. La víctima sufrió heridas en el antebrazo derecho y fue trasladado al hospital Roque Sáenz Peña. De ahí, los médicos lo derivaron al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca).

Horas después y ya en el Fonavi del Parque del Mercado, un solitario pistolero arremetió a tiros contra un departamento ubicado en Maestro Santafesinos al 4700 casi esquina pasaje Peatonal (calle 412). El personal policial recogió 7 vainas servidas calibre 9 milímetros y un proyectil intacto de otro más poderoso, calibre 40. 

Entretanto y ya por la noche, las detonaciones sonaron en barrio de La Carne. Una mujer de 30 años denunció que atacaron a balazos su casa de Laprida al 6300. De acuerdo a los primeros datos recogidos por el personal de la comisaría 15ª, los tiradores fueron dos sujetos que se desplazaban en un auto color oscuro. En el lugar, los pesquisas contabilizaron diez impactos y recolectaron 13 vainas servidas.

Noroeste

Una vivienda ubicada en José Ignacio Maradona y pasaje Franklin a la altura del 8600, de barrio Stella Maris, recibió nueve impactos de bala en la fachada. El personal policial al llegar a escena alertado por una mujer de 42 años secuestró 3 vainas calibre 9 milímetros y un plomo deformado. Algunas declaraciones señalaron que los autores eran dos que se movilizaban en una moto.

Eso no fue todo. A dos cuadras, una familia que cenaba en su casa de La República al 8400 escuchó el estallido de una de las ventanas que da al patio. Al ver qué había ocurrido se encontraron con un plomo deformado, de lo que creen fue una bala perdida, incrustado una de las paredes.

Ya en los primeros minutos de este miércoles, una mujer de 52 años denunció que cerca de la 1 motociclistas gatillaron en la fachada de su casa de Nicaragua al 1900 y los uniformados comprobaron un impacto en una de las ventanas y juntó una vaina servida en el lugar.

Comentarios