Edición Impresa, País

Macabro

Hallan mutilado a un nene en Santiago

El caso conmociona a los vecinos de la ciudad de Quimilí. El pequeño se encontraba desaparecido desde el martes, cuando salió de pesca.


Un niño de 11 años que estuvo dos días desaparecido fue encontrado ayer descuartizado en un basural cercano a un matadero municipal de la localidad santiagueña de Quimilí, informaron fuentes policiales y judiciales.

Se trata de Mario Agustín Salto, cuyo cuerpo fue hallado en un basural situado en cercanías de la ruta provincial 6, de esa población del departamento Moreno, ubicada 180 kilómetros al sureste de la ciudad de Santiago del Estero.

Los voceros detallaron que el cuerpo estaba desmembrado y que fue encontrado ayer a la mañana por un campesino, identificado como Luis Maldonado, quien se sorprendió al ver las manos del niño en medio de bolsas con basura.

Tras la denuncia de su desaparición, la Policía provincial inició un amplio operativo en su búsqueda y a las pocas horas encontró su bicicleta y caña de pescar, en inmediaciones de una represa ubicada a la vera de la ruta 16, a unas diez cuadras de la casa donde vivía con su madre, padrastro y dos hermanos.

Su cuerpo desmembrado se encontraba en el extremo contrario al lugar en el que el miércoles pasado se había realizado un amplio operativo, junto a bolsas de residuos con algunas partes devoradas por animales.

De acuerdo a los primeros peritajes, el cadáver del niño fue mutilado aparentemente con un elemento filoso y distintas versiones indicaban que faltaban algunas partes del cuerpo, que fue reconocido por un tío de la víctima.

En el lugar trabajaron efectivos de la División Criminalística de Santiago del Estero bajo la dirección del juez de Instrucción en lo Criminal y Correccional de IV Nominación, Miguel Ángel Moreno, que ordenó la realización de una autopsia en la Morgue Judicial que funciona en el Hospital de la capital provincial.

Asimismo, fueron secuestradas cámaras de seguridad que podrían haber captado la imagen del niño y posiblemente de quien cometió el crimen y el posterior descuartizamiento.

El chico asesinado es hijo de padres separados: Mario Salto, quien al enterarse de la desaparición de su hija, regresó ayer de la provincia de Córdoba en la que se encuentra radicado, y Gladys Ramos, quien vive en concubinato con Jorge Concha.

El niño, quien diariamente debía recorrer más de un kilómetro en bicicleta para asistir a clases, es sobrino de Mirta Salto, maestra y concejala del Partido Justicialista que hace un mes se encadenó y realizó una huelga de hambre en la Catedral Basílica, durante el prolongado conflicto docente en Santiago del Estero.

El hallazgo del cadáver desmembrado provocó indignación y consternación en la ciudad de más de 25 mil habitantes ubicada a 40 kilómetros del punto limítrofe entre las provincias de Santiago del Estero y Chaco.

Comentarios