Ciudad

Recortes y oposición

Gremios y diputados rechazan el “inviable” Presupuesto 2019

Legisladores por Santa Fe y sindicatos locales se reunieron para fijar postura sobre el proyecto presentado por Cambiemos. Insistieron en que las pautas fijadas en el texto quedaron descolocadas frente a las últimas exigencias del FMI al gobierno. Llamaron a movilizarse al Congreso el 24 de octubre


El foro congregó a gran cantidad de diputados y dirigentes gremiales. Advirtieron que se viene una gran recesión.

Por: Paola Cándido y Juan Pablo Sarkissian

Presupuesto a la vista. Las organizaciones sindicales del Movimiento Obrero Santafesino (MOS), del Movimiento Sindical Rosario (MSR) y la CTA de los Trabajadores convocaron ayer en la sede de La Bancaria de Rosario a los diputados nacionales de la provincia de Santa Fe. El objetivo principal fue debatir sobre la “inviabilidad” del proyecto de Presupuesto 2019 presentado por el gobierno de Macri.

Los organizadores señalaron que estaban todos invitados. Es decir, los 19 diputados. Como era de esperar, concurrieron aquellos legisladores (ocho concretamente) que ya anunciaron de manera explícita el rechazo al proyecto.

Los diputados presentes fueron Agustín Rossi, Alejandra Rodenas, Alejandro Ramos, Marcos Cleri, Lucila De Ponti, Josefina González, Silvina Frana y Luis Contigiani.

En ese marco, Matías Layus, dirigente nacional de los bancarios, abrió el encuentro con una dura descripción del momento actual y señaló que “para salir de la grave crisis que atraviesa el país es necesario que cada uno de los actores sociales asuman, con responsabilidad, su rol en la sociedad”.

Y agregó: “La situación es grave no sólo  por el ajuste que el Estado hace sobre las provincias sino también por el desfinanciamiento sistemático que están haciendo en áreas fundamentales como salud, educación, la seguridad social y ciencia, tecnología. No hay área sin ser afectada”.

En sintonía, Martín Lucero, dirigente de Sadop, remarcó que “hay que rechazar el presupuesto porque significaría legitimar el ajuste contra el pueblo argentino”.

“Esto ratifica que al gobierno nacional le molesta lo público y ataca con ferocidad todas las cuestiones que hacen al interés de la gente”, precisó.

“Este proyecto es lo contrario a los intereses de los trabajadores y del pueblo argentino. Está pensado para legitimar los acuerdos que tiene el gobierno nacional con los grandes grupos de poder económico concentrados en el exterior. O que no se vote o que se rechace”, reflexionó Lucero.

Fuerte discurso

La posta de los legisladores la tomó Agustín Rossi, quien explicó que la propuesta del Presupuesto plantea dos problemas. Por un lado, quedó desactualizado a partir de la modificación del nuevo acuerdo que hizo el gobierno nacional con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

“Es decir, se modifica el tipo de cambio, que antes era a 40 pesos y ahora va oscilar entre 55 y 60 durante todo el año que viene. Eso significa que el mismo gobierno deslegitima los parámetros con los cuales fue actualizado el presupuesto que está enviado. Por lo menos que nos hagan discutir un presupuesto serio y en serio”, subrayó.

En segundo lugar, Rossi advirtió que “el proyecto expresa el acuerdo con el FMI y una caída de la actividad económica que va a generar terribles efectos sobre el tejido social de los argentinos”.

Otro de los diputados con un contundente discurso en rechazo a la propuesta de la norma fue Luis Contigiani. “Este proyecto le traslada a la sociedad argentina un tremendo ajuste en todas las áreas”, disparó.

Así, el ex ministro de Producción de Santa Fe aseguró que “es un Presupuesto que provocará mayor recesión, baja en la actividad económica, habrá menos producción, menos economía real y menos desarrollo nacional, entre los principales aspectos de impacto social”.

“Para las provincias y los municipios es sumamente grave por la eliminación de los subsidios al transporte. Hasta que Mauricio Macri termine su mandato las tensiones sociales se van a multiplicar, no hay ningún indicador económico en el Presupuesto que nos permita alentar alguna cuota de esperanza”, advirtió el diputado.

En tanto, Sonia Alesso, a modo de cierre, puntualizó: “En todas las áreas hay recortes, la única partida que aumenta es la del pago de los intereses de la deuda. Los dirigentes sindicales debemos defender a la sociedad. Estamos para eso, porque todo el Presupuesto tiene un tremendo ajuste sobre el pueblo argentino”.

Al comienzo del encuentro, los organizadores señalaron que la diputada Vanesa Massetani (Federal Unidos por una nueva Argentina) se excusó por “problemas de agenda” y que el legislador Alejandro Grandinetti se encontraba en Estados Unidos.

Todos coincidieron en la validez y la necesidad de la reunión. Y remarcaron “la impostergable presencia en la calle el próximo 24 de octubre”, día elegido para comenzar el debate en la Cámara baja.

La provincia de Santa Fe en general, y Rosario en particular, han puesto de manifiesto una envidiable construcción sindical “unitaria”, como les gusta remarcar a los principales referentes gremiales.

No les falta razón. Pero, de cara al futuro próximo, lo que hoy es una virtud deberán transformarlo en práctica habitual. El momento actual lo impone.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios