El Hincha

Copa Argentina

El pueblo auriazul copó el Mario Alberto Kempes

Siempre que Central juega en Córdoba, los colectivos y los autos son requisados por varios controles de la Policía provincial, y este partido no fue la excepción, por eso fue clave que los hinchas madruguen para llegar a tiempo al partido


Fotos Juan José García

El fin de semana largo fue el escenario ideal para que miles de hinchas de Central decidieran emprender unas “mini” vacaciones en la Provincia de Córdoba.

Algunos viajaron el viernes, terminado el horario laboral, otros este domingo bien temprano. En autos particulares, en trafic o en los colectivos que sacó el club, los hinchas canallas no se quisieron perder el partido con Temperley que podría poner nuevamente al elenco auriazul en una final de Copa Argentina.

Desde temprano, muchos simpatizantes emprendieron viaje por la autopista que une Rosario con Córdoba con rumbo al Mario Alberto Kempes.

Siempre que Central juega en Córdoba, los colectivos y los autos son requisados por varios controles de la Policía provincial, y este partido no fue la excepción, por eso fue clave que los hinchas madruguen para llegar a tiempo al partido.

Córdoba se tiñó por completo de azul y amarillo. Más de 20 mil hinchas se acercaron desde temprano al estadio para alentar al equipo que se jugaba un nuevo pasaje a la final de la Copa Argentina. Y el regreso fue con una sonrisa y con la ilusión intacta.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios