Ciudad, Coronavirus

La pandemia no cede

Crecen los contagios entre el personal de la salud: confirman 20 en el Hospital Privado de Rosario

La mayoría, 13, son enfermeros de la institución. Los restantes siete contagiados son médicos. Todos ellos, aseguraron desde el Grupo Gamma de medicina privada, son asintomáticos. Agregaron que esa característica facilitó la transmisión del virus. Hisoparon a todo el personal


El Hospital Privado de Rosario (HPR), efector del Grupo Gamma, confirmó que entre su personal hay 20 personas infectadas por covid-19, de los cuales 13 son enfermeros y los restantes, médicos, todos asintomáticos o con síntomas muy leves. El centro de salud informó que decidieron aislar preventivamente a otras 50 personas, posibles contactos de los casos detectados. Todo el personal, aclararon los responsables de la institución, fue hisopado para el test PCR.

Este no es el primer caso de situaciones de contagios masivos que se dan en centros privados. Seis agentes de salud del ICR y un paciente dieron positivo días atrás, por lo que se tuvo que aislar a gran parta del personal médico. También se supo de dos casos en el Sanatorio Británico, luego de que llegara hasta allí una mujer infectada desde el Villa Constitución.

Muchos casos

En el caso del HPR, el director médico del Grupo Gamma, Gustavo Petroni, confirmó las infecciones en el centro de salud de Presidente Roca 2440 en contacto con radios locales. “Es importante reconocer que la mayor cantidad de contagiados es de enfermería”, le aclaró al programa Radiópolis (El Tres),

El profesional destacó que, hasta el momento, la mayoría de los positivos son asintomáticos u oligosintomáticos (síntomas muy leves). “Ninguno tuvo fiebre alta ni ha requerido internación, lo cual facilita la transmisibilidad entre colegas”, apuntó en referencia a que la aparente normalidad en el estado de salud evita que se disponga el aislamiento mientras el paciente puede transmitir el virus.

Coronavirus: otros 63 casos positivos en la provincia, 39 de ellos en Rosario

Por su parte Eduardo Taboada, secretario adjunto de la Asociación de Médicos de la República Argentina (Amra) seccional Santa Fe, sostuvo que era de esperar el crecimiento de casos entre los médicos.

“Nosotros generalmente tenemos más noticias desde el sector público. Los privados, en una primera instancia, eran los menos cuidadosos. Sabemos que el primer contagio va a ser siempre en la gente que trabaja en salud”.

“Tuvimos más reclamos (de afiliados) en el sector privado que en el público. Los elementos de protección están. Lo que está pasando es que tenemos muchos asintomáticos. Reducir los lugares de trabajo para el personal de salud y que no exista el pluriempleo sería lo ideal para bajar el número de contagios en el sector. Se trató el tema, pero es muy difícil por la cuestión económica”, alegó Taboada en LT8.

“Con los elementos de seguridad venimos bien en el sector privado y en el aspecto público se normalizó bastante. A veces hay un descuido en el manejo de los elementos de protección. El problema es que los trabajadores de salud que no están en el área de Covid no están protegidos de la misma manera. Ahí la complicación es con el paciente asintomático. Hay que hacer otro tipo de control, tratar a cada paciente como sospechoso”, agregó.

Críticas de los trabajadores

En tanto, la Asociación de Trabajadores de la Salud (ATSA) de Rosario también alertó hoy que los empleados de los centros médicos privados de la ciudad atraviesan su momento más crítico desde el inicio de la pandemia porque no se cumplen los protocolos de seguridad impulsados por el Gobierno nacional.

“Hace varios días que estamos reclamando a todas las instituciones más medidas de protección. Hay varios casos en el Hospital Privado y en el Grupo Oroño”, aseguró el secretario General del gremio, Marcelo Liparelli.

El sindicalista refirió en una conferencia de prensa sobre los casos confirmados de Covid-19 de trece enfermeros y siete médicos en el Hospital Privado de Rosario (HPR).

Liparelli señaló que “la mayor cantidad de contagios se da en el sector de enfermería”, por lo que pidió que se cumplan las medidas de bioseguridad correspondientes, ya que “los sanatorios en su momento no extremaron las medidas”, advirtió.

Al respecto, el dirigente gremial consideró que “tendrían que haber testeado a los pacientes antes de ingresarlos para cirugías programadas” y así se podrían haber evitado los casos positivos en coronavirus, según evaluó.

Por último, el gremialista destacó “la actitud de colegas y enfermeros, que son los que están en el primer lugar de la línea de fuego”, y calificó el despempeño de estos trabajadores como “casi heroico”.

 

Comentarios