Edición Impresa

Buscan evitar evasión en ventas de campos

La provincia fijará valor referencial para transacciones de inmuebles rurales.

Las transacciones de inmuebles rurales que se efectúen en la provincia de Santa Fe a partir del 1º de septiembre deberán contemplar el Valor Inmobiliario de Referencia (VIR), de acuerdo con los datos del Observatorio de Valores de Inmuebles Rurales. Si la compra o venta se realiza por un monto menor al del VIR, la operación deberá ser informada por los escribanos a la Administración Provincial de Impuestos (API), informó ayer la Subsecretaría de Ingresos Públicos.

El titular del organismo, Sergio Beccari, señaló que “con esta disposición se busca evitar la evasión impositiva y transparentar el origen y destino de los fondos, que comenzará a regir con la aplicación obligatoria por parte de los escribanos del VIR en las transacciones de inmuebles rurales. El VIR será solicitado por los escribanos del mismo modo que la escritura y el libre deuda”, indicó.

Beccari recordó que “el VIR es una herramienta de fiscalización de escrituras públicas implementada para equilibrar los valores fiscales de los inmuebles rurales con los que se manejan en el mercado”.

“Esto tiene que ver con que la valuación fiscal de dichos inmuebles, de la cual se deduce el impuesto de Sellos, que se encuentra hoy desactualizada, siendo su último revalúo del año 1974, y en algunos casos está hasta treinta veces por debajo del valor real, respecto de valores de mercado”, añadió.

A modo de ejemplo, Beccari explicó que de acuerdo a los valores fiscales vigentes, “la mejor tierra de la provincia está valuada en 700 dólares la hectárea (ubicada en el departamento Rosario), y su valor de transacción en el mercado oscila entre los 16 mil y los 20 mil dólares”.

A su vez, el funcionario provincial consideró que “si bien el VIR no suplanta la valuación fiscal como piso de escrituración ni afecta al impuesto Inmobiliario que se mantiene con los valores vigentes, sin dudas permitirá poner al descubierto algunas prácticas de evasión fiscal”.

Por último, Beccari afirmó que “en su aplicación se permitirá determinar si la operación fue correcta o no, de acuerdo con los valores informados. En caso de que la compra o venta haya sido por debajo del VIR, la API solicitará la diferencia y podrá aplicar sanciones por defraudación al fisco a las partes intervinientes, como también al escribano responsable de la operación”.

El titular de la Subsecretaría de Ingresos Públicos explicó que a los fines de “evitar la evasión impositiva y transparentar el origen y destino de los fondos, se creó el Observatorio de Valores de Inmuebles Rurales, en la órbita del Servicio Catastro e Información Territorial, para obtener valores actualizados de inmuebles más cercanos a los del mercado, como alternativa para su uso en la fiscalización de las escrituras públicas”, indicó Beccari.

“El principal objetivo del observatorio es evitar irregularidades en las transacciones inmobiliarias (de venta, compra o mejoras), porque permite conocer en forma permanente los valores actuales de mercado en el territorio provincial”, indicó el funcionario.

Beccari consideró “fundamental contar con valores de referencia, y explicó que en caso de que “se realice una operación que esté por debajo de ese valor, la transacción deberá ser informada a la API”.

Comentarios