Política, Últimas

PASO A PASO

Agustín Rossi: “La provincia va a crecer enormemente post pandemia”

Si llega al Senado, impulsará que los seis departamentos del norte provincial tengan los mismos beneficios de las provincias del NOA y el NEA. También busca federalizar el territorio santafesino con la creación de dos nuevas universidades en Reconquista y en Venado Tuerto


Agustín Rossi dejó el Ministerio de Defensa de la Nación para competir en las Paso y se presentó con lista propia junto con la vicegobernadora Alejandra Rodenas. Si llega al Senado, impulsará que los seis departamentos del norte provincial tengan los mismos beneficios de las provincias del NOA y el NEA. También busca federalizar la provincia con la creación de dos nuevas universidades en Reconquista y en Venado Tuerto.

—Cómo ves a Santa Fe hoy.

—Santa Fe tiene una diversidad productiva importante. Tiene cordones industriales importantes, como Rosario, Villa Constitución, San Lorenzo, Santa Fe, Santo Tomé, Reconquista, Rafaela, Venado Tuerto. Y tiene un sector agropecuario muy fuerte, sobre todo en el sur de la provincia, que se caracteriza por tener unidades productivas de medianas cantidad de hectáreas, o pequeña cantidad de hectáreas. Es una tierra dividida en muchas manos, lo que hace que tengamos mucha cantidad de productores. Una agroindustria muy potente, que tiene su expresión de fabricación en la zona de Las Parejas y Armstrong, pero también en los más de 20 puertos que hay entre Arroyo Seco y Timbúes, por donde sale el 80 por ciento de la producción de la provincia. Tiene un norte y un sur. Yo hace tiempo que sostengo que Santa Fe no sólo se puede ver expresada en la Región Centro (que Santa Fe integra con Entre Ríos y Córdoba). La Región Centro tiene más que ver con el sur de Santa Fe. El norte tiene más que ver con el NOA y con el NEA y uno de los proyectos que pienso impulsar cuando llegue al Senado es igualar en los beneficios de las políticas promocionales e impositivas que impulsa el gobierno nacional para las provincias del norte grande a los seis departamentos del norte en forma automática. Si no el norte nuestro queda atrapado entre el desarrollo del sur y las políticas activas de desarrollo industrial que están en Santiago del Estero, en el Chaco, en Corrientes, entonces termina claramente perjudicado.

—Vos hablaste más de una vez de una provincia diversa.

—Es una provincia que tiene una clase media importante, fundamentalmente porque la mayoría vivimos en núcleos urbanos de distintas magnitudes. Tiene un sistema educativo potente, pero creo que hay que federalizar sobre todo el acceso a la educación superior. Nos faltan dos universidades nacionales, una en Venado Tuerto y otra en Reconquista, que es una propuesta que también vamos a llevar al Senado. Entonces tendríamos cinco universidades además de la Tecnológica en Santa Fe. La experiencia de las universidades nacionales en el conurbano ha sido muy potente.

Otra de las cosas importantes de la provincia es la diversidad. Cuando uno ve los poetas, le escriben a Santa Fe desde distintos lugares. No es lo mismo la Santa Fe de Julio Miño, que le escribe al litoral, a los pastizales, al río; que la poesía de Pedroni que se maravilla con la inmensidad de la Pampa Húmeda, o escritores urbanos que describen Santa Fe cono Juan José Saer, si bien el nació en Serodino cuenta la ciudad de una manera maravillosa, o nuestro Negro Fontanarrosa en Rosario. Esa es la provincia, la provincia que yo quiero representar con esa diversidad que tiene, me parece que cuando uno la analiza con la fotografía de hoy encontrás un sector exportador que está muy fuerte, que ha sido de los menos afectados por la pandemia porque hay un aumento en los volúmenes de producción, y ha habido un aumento de los precios de los comodities, tenemos una muy buena cosecha este año y el año que viene va a ser mejor.

Y tenemos un sector exportador, un desarrollo de la pequeña y mediana empresa que necesita de consumo y de protección para eso. Algunas producciones se han restablecido, como por ejemplo la línea blanca, ahora lo que necesita el restablecimiento de ese tipo de producciones es consumo y mercado interno. Y para eso necesitamos más salario, más pensiones, más jubilaciones y eso genera más puestos de trabajo. Yo creo que en la medida que vayamos dejando atrás la pandemia vamos a generar una recuperación económica y una mejora en los indicadores sociales.

—Cuál es la principal preocupación de los santafesinos; si es que es la misma en el norte y en el sur.

—Cuando uno ve los indicadores de la provincia, la principal preocupación a pesar de la pandemia y a pesar de todo sigue siendo la inseguridad, Y eso para mí tiene cosas que hay que hacer y que hay que llevar adelante. Es imposible resolver el problema de la inseguridad de un día para el otro, pero por lo menos hay que trazar un camino. Para mí tiene que haber un fuerte acuerdo entre el gobierno nacional y provincial para que haya políticas convergentes en materia de seguridad. Y el otro camino es un acuerdo político entre todos los sectores democráticos de la provincia para trazar una política de seguridad que sea respetada absolutamente por todos, independientemente del color político. No lo vengo planteando de ahora, lo vengo planteando desde el 2012: creo que hay que plantear un debate para organizar una política de seguridad que esté afuera del debate electoral. Se necesita un gran acuerdo santafesino con todos los sectores, hay ciudades que han tenido problemas peores que los nuestros que han podido resolver la cuestión de la seguridad. Lo que no tenemos que acostumbrarnos es a convivir con esto y tener un horizonte que nos permita todos los días encontrar caminos y mejoras

—Cómo te imaginás el escenario post pandemia.

—La provincia va a crecer enormemente post pandemia, por lo que decía del sector exportador.  El sector industrial va a crecer. La provincia es maravillosa. Hay experiencias: por ejemplo, acá en Carrizales; es uno de los pocos lugares del país donde hay una fábrica de asiento de bicicleta. Y hace años que está esa fábrica que soportó la oleada de los 90 y sigue fabricando. O localidades como Ramona, que tiene su láctea Ramolac, que tiene su desarrollo en una parte de la provincia. O Bigand que tiene la fábrica de galletitas Mauri, que da mucho trabajo en el lugar y en la región. La convivencia entre agro e industria se puede potenciar y yo no tengo dudas de que Santa Fe va a crecer muchísimo y que vamos a ir hacia la Santa Fe que queremos, una Santa Fe que deseamos y que pueda ser disfrutada por todos y todas.

Comentarios