Ciudad, Edición Impresa

Vacaciones, palabra mágica

Los rosarinos más privilegiados comenzaron a planear sus destinos de descanso. Desde las agencias de viajes locales esperan una buena temporada. Los incrementos en los costos rondan el 15 por ciento

Mar del Plata sigue siendo un clásico a la hora de programar las vacaciones.
Mar del Plata sigue siendo un clásico a la hora de programar las vacaciones.

El año está llegando a su fin y viajar durante las vacaciones empieza a ser el anhelo de todos aquellos que pueden hacerlo. El estrés comienza a dejar su marca y casi arrastrándose rumbo a las calculadoras, muchos comienzan a analizar sus números para “huir” de la ciudad rumbo al destino soñado o, mejor dicho, el que permite el bolsillo. Este diario realizó una recorrida por algunas agencias de turismo locales donde se pudo percibir un marcado optimismo de cara a la nueva temporada de verano. Los rosarinos más privilegiados están eligiendo como lugar de veraneo el Caribe colombiano, según coincidieron los distintos gerentes de venta consultados, ya que al cambio actual hay muy poca variación en el costo con respecto al siempre popular Brasil. Otros están evaluando qué lugar de la costa Atlántica visitar o qué lejana ciudad de la Patagonia y el resto, la gran mayoría, están preparando sus ojotas, el termo y el mate para escaparle al calor en alguna playa de la zona de La Florida, alguna pileta amiga o al menos, donde haya algo de sombra para combatir el calor.

Facundo Bellotti, gerente de ventas de Grupo 3 de Turismo, comentó que “generalmente, el rosarino empieza a decidir sus vacaciones a fines de noviembre y comienzos de diciembre, justo en esta época”. “Ya estamos recibiendo algunas consultas y el principal destino sigue siendo Mar del Plata, un clásico, Villa Gesell y demás balnearios de la costa Atlántica”, destacó.

Desde Transatlántica, Gustavo López, quien controla el área de ventas, sostuvo que “está la gente que opera por sí misma, es decir, agarra el auto, elige el destino y se va; y están los que se contactan con las empresas de turismo”. Y añadió: “En este momento estamos recibiendo las consultas típicas, tradicionales a la costa atlántica. Lo que está impactando mucho es el tema de los circuitos especiales que hay en bus y que te permiten conocer el sur argentino y el sur chileno”.

En sintonía, Martín Ponce, gerente de ventas de Freeway, explicó: “Lo que estamos vendiendo mucho como turismo interno es el sur argentino, la Patagonia. Este año por la crisis hay muchos menos pedidos por parte de extranjeros, pero sí hay muchas familias rosarinas que están consultando y cerrando paquetes para irse al sur”.

En el nivel adquisitivo más alto, los rosarinos están optando por el Caribe colombiano, ya que el cambio con respecto a Brasil hace que ese destino se acerque en costos con el vecino país. “Los destinos más vendidos son el Caribe colombiano y en segundo lugar Brasil. La preferencia del Caribe con respecto a Brasil radica en que este último está mucho más caro que el año pasado por el tipo de cambio”, continuó Ponce.

Desde Transatlántica, López indicó que en la tradicional empresa de turismo “lo que se está vendiendo mucho es Isla Margarita como destino”. “Hay muy buenas playas y servicio ‘all inclusive’ por 1.300 dólares por persona, que es una tarifa muy conveniente para un lugar que es paradisíaco. Realmente hay una demanda muy importante al Caribe porque es muy poca la diferencia con Brasil”, siguió.

 “Con respecto a Brasil ya estamos notando bastantes reservas a Florianópolis, que es un clásico de los rosarinos en lo que es turismo familiar. Tenemos vuelos ‘non stop’ y eso hace que sin escalas un grupo familiar esté en Brasil, desde el aeropuerto de Rosario, en dos horas. Hay gente que ama Brasil y lo elige como destino todos los años”, subrayó.

Por su parte, Bellotti destacó que “Brasil se está vendiendo un poco menos porque cuesta un poco más”. “El tema es que para nosotros no es tan conveniente el tipo de cambio porque el real está alto en relación con el peso y si uno compara Brasil con el Caribe hay realmente poca diferencia. Es por eso que mucha gente, a la hora de viajar afuera, se está volcando por destinos más alejados y que no tienen mucha diferencia de precio con los tradicionales”, comentó.

 “Este año, con la crisis mundial, hay ofertas de viajes que son muy convenientes. Con sólo ver los avisos de las compañías aéreas, hay precios de pasajes al exterior que son realmente muy baratos. A nivel mundial, generalmente el turista norteamericano es el que ocupa el 50 por ciento de las instalaciones del Caribe, por ejemplo. Como este año la economía de ese país impidió que los ciudadanos pudieran viajar como suelen hacerlo, los distintos destinos turísticos generaron promociones destinadas a otros países del mundo, como el nuestro, con precios sumamente convenientes. Por eso, este año el que dispuso de algún dinero extra realmente hizo muy buen negocio si decidió viajar”, prosiguió Bellotti.

Consultados sobre cuáles eran los meses preferidos por los rosarinos para salir de vacaciones, Ponce respondió categórico: “Enero es el mes más vendido. Siempre hay una suba en ese mes, especialmente por los abogados y todos aquellos que tienen feria en esa época. Suele haber también demanda en julio por el tema de las vacaciones de invierno, pero este año con la gripe A hubo una merma muy importante en la venta, cosa que después se fue revirtiendo”.

 “La gente se está decidiendo ahora. Sin dudas enero es el mes turístico por excelencia. Esto se da por la feria judicial, por la escolaridad de los chicos que si tienen materias pendientes las tienen que estudiar en febrero y muchos factores más”, coincidió Bellotti.

Desde Transatlántica hicieron un análisis distinto y plantearon que “desde hace un tiempo la curva, que tenía su mayor incidencia en los meses de enero y febrero, se ha ido achatando”. “Lo que quiero decir es que la gente está viajando más a lo largo de todo el año. Hemos tenido mucha demanda, por ejemplo, de viajes a Brasil en junio o al Caribe en noviembre, especialmente en todo lo que es salidas grupales. Esto es algo que se está instalando y el que puede hacerlo, se encuentra con precios muy convenientes por estar fuera de temporada alta”, sintetizó López.

Por último, sobre cómo estarán los precios esta temporada, el integrante de Grupo 3 de Turismo dijo que  Brasil y la Argentina están registrando subas que van desde un 10 a un 15 por ciento con respecto a la temporada pasada, esto es tomando como base una tarifa dólar”.

Por su parte, López sostuvo que “hay una suba en los precios con respecto al año pasado, están un poquito más arriba”. “En Brasil, por ejemplo, la mayoría de los hoteles han mantenido la tarifa, las subas se registran en los impuestos y demás gastos”, concluyó.

Comentarios