Mundo

¿Como en Chile?

Unos 1.000 mineros sudafricanos, atrapados bajo tierra

Un corte de luz que provocó una severa tormenta afectó la mina de oro beatriz, propiedad de la empresa Sibanye Gold, situación que impedió que subiera a superficie prácticamente todo el equipo del turno de la noche, que opera en el lugar cercano de la ciudad de Wilkom.


Ambulancias y personal especializado ya trabaja a la espera de que puedan salir los mineros.

Alrededor de 1.000 mineros quedaron atrapados varios metros bajo tierra en Sudáfrica, y aparentemente están en buen estado de salud, luego que una tormenta provocó un corte de luz que afectó la mina de oro en la que estaban trabajando.

Según la empresa Sibanye Gold, propietaria de la mina, este corte de energía detuvo los ascensores e impedió que subieran este jueves prácticamente todo el equipo del turno de la noche, que opera en la mina Beatriz, cerca de la ciudad de Wilkom.

Sólo unos 60 mineros lograron salir a la superficie, precisó el portavoz de Sibanye Gold, James Wellsted, en la cadena de información local Enca. “Todavía hay 950 mineros que tenemos que sacar a la superficie”, dijo Wellsted.

Pero el Sindicato Nacional de Mineros indicó por su parte que 800 trabajadores estaban al fondo del pozo número 3 y otros 300 en el pozo número 2, elevando el balance a 1.100 mineros atrapados.

“Hicimos bajar a equipos de rescate, pasamos lista de todo el mundo y por supuesto que estamos intentando traerlos a la superficie lo más rápido posible”, explicó el portavoz de Sibanye Gold.

“Todos los trabajadores parecen estar bien. Les proporcionaremos comida y agua”, dijo a la agencia de noticias AFP.

No ha sido posible precisar hasta ahora la profundidad en que se encuentran atrapados los mineros. Sin embargo, las galerías más profundas están a unos 1.000 metros bajo tierra.

El portavoz de la empresa minera dijo que los equipos de rescate estaban intentando activar generadores eléctricos para poder poner a funcionar los ascensores.

Los generadores de la mina que debían de activarse en caso de corte eléctrico no funcionaban, reconoció Wellsted.

Ventilación

James Wellsted explicó que tiene dificultades para poner a funcionar el sistema de ventilación y “por ahora estamos concentrados en eso”, dijo.

La tormenta que afectó el miércoles en la noche la mina Beatriz, a unos 290 kilómetros al sudoeste de Johannesburgo, dañó el cableado de alimentación eléctrica de la mina. Una parte de esta infraestructura pudo arreglarse durante la jornada, agregó Wellsted.

“Anoche hubo una tormenta en la provincia de Free State que provocó un corte de luz en la mina, por lo que esta mañana no pudimos sacar a la superficie a los trabajadores de la noche”, declaró Wellsted.

La Asociación del Sindicato de Mineros denunció “la falta de planes de rescate en la mina en términos de fuentes alternativas de electricidad” y habló de un “incidente muy grave, teniendo en cuenta el elevado número de mineros bloqueados”.

Según esta asociación, los mineros atrapados pueden quedarse muy pronto sin agua ni alimentos.

De su lado, la principal central sindical del país, la Cosatu, pidió de inmediato “una investigación sobre este accidente” y exigió que la compañía sea responsabilizada por neglicencia en este hecho.

Los accidentes mineros son frecuentes en Sudáfrica, que posee las minas más profundas en el mundo. En 2015 murieron en las minas 77 personas, según la Cámara Sudafricana de Minas.

En agosto del año pasado, murieron cinco trabajadores en una mina de oro cerca de Johannesburgo, sepultados por un derrumbe.

Durante décadas, la minería, particularmente de oro, ha sido el único motor de crecimiento de la economía sudafricana. Sin embargo su producción ha caído recientemente debido al agotamiento de sus reservas.

Si te gustó esta nota, compartila