Edición Impresa, Policiales

Zona sudoeste

Un trío en moto le disparó y lo mató

Tenía 35 años, gozaba de salidas transitorias y fue asesinado el domingo; testigos identificaron a los atacantes con el mismo apellido.


Un hombre de 35 años fue asesinado a tiros delante de su pareja, de 22, pasado el mediodía del domingo en el extremo sudoeste. Testigos dijeron a la Policía que un trío en una moto abrió fuego contra la víctima sin mediar palabra y luego se dio a la fuga. Los tres agresores fueron identificados por sus nombres completos, todos con el mismo apellido, confió una fuente del caso.

Fuentes policiales informaron que alrededor de las 14 del domingo, un móvil del Comando Radioeléctrico trasladó desde Alsina y Garibaldi hasta la guardia del Heca a Sergio Luis Bova con un disparo en el abdomen. El hombre de 35 años pasó a cirugía pero salió sin vida. Un médico diagnosticó su muerte minutos antes de las 16 por una herida de arma de fuego con entrada y salida en la región intercostal izquierda.

Las fuentes dijeron que  pasadas las 14 del domingo tres hombres a bordo de una motocicleta Yamaha Crypton 110 cc roja se detuvieron frente a Sergio y sin mediar palabra le dispararon. Luego se fueron a toda marcha del lugar. Los tres acusados fueron identificados con el mismo apellido.

Horas antes de su asesinato, a unos 200 metros del lugar y también en jurisdicción de la seccional 18ª, un hombre de 37 años recibió tres disparos (en la zona inguinal, la espalda y el muslo) y fue internado en el Heca, con estado reservado. Los investigadores no dijeron nada sobre que ese hecho, ocurrido en San Nicolás y Centeno, tenga relación con el crimen de Bova.

El caso quedó en manos del fiscalde Homicidios Ademar Bianchini.Sobre Bova pesaba un incumplimiento de salida transitoria emitido por el juzgado de Ejecución Penal. El nombre de Bova, según archivos de El Ciudadano, figura en una lista junto a 12 internos que en febrero de 2010 protagonizaron una cinematográfica fuga de la Alcaidía Mayor, que terminó con tres policías condenados  por el delito de facilitamiento doloso de evasión. Bova y siete detenidos más fueron recapturados ese mismo día. A la hora de las condenas le dieron cinco años más por la evasión que se le unificó con una condena anterior por homicidio a un total de 15 años.

Ese crimen data de diciembre de 2007 en bulevar Seguí y Avellaneda. La víctima, Néstor Miguel Sánchez, alias Pali, recibió un disparo letal en el omóplato. Fue acusado uno de sus cuñados, Daniel A., de 22, y Bova, señalado con el apodo de “Toma Toma”.

Comentarios