Economía, Política

Hay que pasar el invierno

Un sector del gobierno busca poner paños fríos y le pone un plazo a la tensión cambiaria

El ministro de Desarrollo Productivo, Daniel Scioli, sostuvo que la falta de dólares es una consecuencia del contexto internacional y del aumento del precio de los combustibles. Por otra parte, confió en que el campo liquidará las toneladas de soja que permanecen en silobolsas


En medio de las tensiones políticas y económicas que atraviesa el país, el ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, Daniel Scioli, sostuvo que la economía argentina “no tiene un problema estructural” sino “coyuntural”. Consideró que la falta de dólares es una consecuencia del contexto internacional y del aumento del precio de los combustibles.

La lógica que planteó el funcionario coincide con una línea que sostiene un sector del gobierno nacional. Calculan que el actual déficit de dólares responde a la cantidad de divisas que están destinando a las compras de combustibles, un bien escaso por estos meses a nivel global y que sufrió un fuerte aumento.

Quienes sostienen esta hipótesis, entre ellos el presidente del Banco Central, Miguel Pesce, consideran que las cuentas se acomodarán en unos meses, cuando el consumo de invierno comience a ceder y por ende se dejen de importar los volúmenes actuales.

Scioli destacó además que para los próximos 180 días se esperan liquidaciones del sector agroexportador por aproximadamente US$ 22.000 millones que, en coincidencia con la menor demanda de energía por cuestiones climáticas, “se van a volcar a seguir reindustrializando el país”.

El campo ralentiza la liquidación de soja y el gobierno debate entre el incentivo o seguir esperando

En una entrevista a un medio marplatense, destacó al campo y a la minería como “sectores claves, grandes generadores de dólares, de inversiones y que están en plena expansión en nuestro país”, y subrayó que se reunió con todas las empresas “para dar respuestas y que puedan sostener la cadena productiva”.

“Argentina no tiene un problema estructural, tiene un problema coyuntural de la falta de dólares por la situación mundial, el impacto de la guerra y por cómo aumentaron los combustibles”, destacó el ministro.

Al respecto, indicó que la minería “es un sector con más de US$ 10.000 millones de inversión provenientes de Canadá, China, Estados Unidos, Francia, el Reino Unido” en sectores “como el caso del litio, cobre, oro, plata”.

“El mundo demanda minerales que Argentina tiene, por eso se está dando este circuito virtuoso de inversiones”, agregó.

Asimismo, ponderó la “inversión, producción y exportación del sector hidrocarburífero”, con inversiones previstas para este año por “8.700 millones de dólares”.

Pronóstico a futuro

“Sabemos que al declinar la demanda de energía cuando empiecen a subir las temperaturas, avancemos sobre la primavera, esto va a exigir menos dólares para importar energía y se van a volcar a seguir reindustrializando el país”, agregó.

Además, pidió mirar lo que está pasando en el agro: “Para los próximos 180 días se prevén liquidaciones de aproximadamente 22 mil millones de dólares”, sostuvo.

Por otra parte, si bien aseguró que en “Argentina hay muchas veces especulación financiera”, consideró que “este es un gobierno que apuesta a la economía real, la producción, el trabajo, para la reindustrialización”.

El ministro resaltó el trabajo articulado con el Banco Central y el Ministerio de Economía “con una visión integral” en lo que respecta a su responsabilidad actual en el Ministerio.

“Estamos trabajando sector por sector para garantizar el acceso al mercado de cambio y que puedan tener certidumbre con un dólar a precio de reposición”, añadió.

Comentarios