Policiales

Uniformado violento y ladrón

Un policía quedó tras las rejas por golpear y cometer un robo con su arma reglamentaria

Fue condenado a 8 años y medio de cárcel por protagonizar un robo. Lo habían absuelto y el caso llegó a la Corte, pero fue anulado. Ahora la Cámara confirmó la sentencia condenatoria


Lo acusaron de cometer un robo a un automovilista en la Ruta 11, en la jurisdicción de Recreo. Luego, lo absolvieron en Segunda Instancia. Pero finalmente la Corte Suprema de Justicia provincial anuló el fallo y ordenó que intervengan otros camaristas que decidieron condenar al uniformado de 39 años a purgar 8 años y medio de prisión por el hecho.

El robo se cometió cerca de las 6.40 del 9 de febrero del 2019 en las cercanías de Ruta Nacional 11 y Provincial 70 cuando el uniformado, identificado como Gustavo Marcelo Odetti, circulaba en un auto con otro hombre que actualmente se encuentra en prisión preventiva, contó la Fiscalía.

En un momento el acusado comenzó a realizar maniobras bruscas con el fin de encerrar un Renault Clío conducido por la víctima. Para la Fiscalía “a partir de un plan previo, quien está en preventiva tomó una pistola calibre 9 milímetros y la apuntó hacia el otro vehículo para forzarlo a detener la marcha”. Y aclaró que “se trataba del arma reglamentaria de Odetti”.

“Los atacantes obligaron al otro hombre a descender de su auto, el condenado lo golpeó y entre los dos le sustrajeron una billetera con dinero en efectivo”, se señaló. La secuencia fue vista por un policía que estaba de franco y observó la persecución por la ruta, llamó al 911 y se involucró para que cesara la agresión.

“Minutos más tarde, mientras se labraba el acta de procedimiento en la Comisaría 16 de Recreo, el condenado ingresó al lugar e insultó a su colega por haber ayudado a la víctima”, se subrayó.

Juicio

En junio del 2021 el uniformado fue sometido a juicio en los Tribunales de Santa Fe y fue condenado a 8 años y medio. El fallo fue apelado y el Tribunal de Segunda Instancia revocó el fallo y dictó una absolución.

El caso llegó a la Corte Suprema de Justicia de la Provincia de Santa Fe, que declaró nulo el fallo de segunda instancia y ordenó que intervengan camaristas diferentes para dirimir la cuestión. Entonces el nuevo Tribunal de Cámara ratificó en forma íntegra el fallo condenatorio por lo que ahora el acusado deberá purgar la pena impuesta por el delito de robo calificado por el uso de arma de fuego y por tratarse de un miembro de las fuerzas de seguridad.

En relación al hecho ilícito, los camaristas Roberto Reyes, Sebastián Creus y Bruno Netri afirmaron que “los dichos de la víctima merecen credibilidad”. En tal sentido, desestimaron lo sugerido por la Defensa acerca de que la situación violenta había sido parte de un procedimiento policial.

Comentarios