Policiales

Barrio Belgrano

Un homicidio y su venganza en sólo una hora

Los investigadores presumen que el segundo ataque fue en venganza del primero en el marco de violenta saga.


Fue una noche trágica en barrio Urquiza. Minutos antes de la medianoche del sábado, un adolescente de 16 años fue asesinado en la puerta de un pasillo de Pasco al 4500. Según la Policía, al llegar encontró muerto al menor, con un balazo en el tórax y rodeado por un grupo de vecinos que sindicaron a los presuntos agresores. Uno de ellos, de 18 años, fue detenido en el lugar. Una hora más tarde, otro llamado solicitó la presencia policial. Una mujer de 57 años, abuela del muchacho detenido, recibió un certero disparo en la cabeza. Su esposo la llevó al Heca, donde luchaba por su vida. Los investigadores presumen que el segundo ataque fue en venganza del primero y no descartan que dos chicos de 15 años demorados este domingo en la zona, junto a la mamá de uno de ellos, también estén vinculados a la violenta saga.

Fuentes policiales informaron que a las 23.45 del viernes, un móvil del Comando Radioeléctrico fue comisionado a Pasco al 4500 donde encontró el cuerpo sin vida de Alexis Omar Ruíz, de 16 años, con un disparo en el abdomen, tirado en la vía pública.

Según informaron, la muerte del adolescente “ofuscó” a los vecinos que no brindaron datos por lo que la Policía no pudo reconstruir la mecánica del hecho, aunque detuvieron a un sospechoso, de 18 años, identificado como Franco N. Una hora más tarde, María Esther R., de 57 años y abuela del joven detenido, fue atacada de un disparo en la cabeza en la misma zona del homicidio. Su marido la llevó al hospital de Emergencias Clemente Álvarez, donde quedó internada en grave estado.

El crimen recayó en la fiscal de la Unidad de Homicidios Marisol Fabbro, quien trabajó primero con efectivos de la seccional 13ª que tiene jurisdicción en la zona y luego le pasó la pesquisa a la Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones. En sus primeras tareas investigativas, este domingo a la mañana entrevistaron a dos adolescentes que señalaron a otros dos de amenazarlos de muerte, en un pasillo de Servando Bayo entre Ituzaingó y Pasco. Allí, según la versión oficial, hubo una breve persecución donde los uniformados detuvieron a Juan G. y Lisandro B, ambos de 15 años. La mamá de Juan, Carina L, también fue demorada. Los efectivos dijeron que secuestraron un revólver calibre 38 corto, sin carga. Más tarde, en Cerrito y las vías férreas, efectivos del Comando Radioeléctrico realizaban un rastrillaje para dar con un joven apodado “Noni”, presuntamente vinculado al crimen del menor, y lograron detenerlo. Siempre según esa versión, Jonathan M., de 19 años, fue detenido con un revólver calibre 32 con seis cartuchos en su interior. Todos los mayores quedaron a disposición de la fiscal Fabbro, quien en las próximas horas realizará las imputaciones a los acusados. Ni el móvil ni la mecánica de los hechos estaban esclarecidos al cierre de esta edición, confió una fuente del caso.

Si te gustó esta nota, compartila