El Hincha

Hazaña

Un argentino es finalista del mundo en surf

Santi Muñiz, la joya marplatense, eclipsó a otras figuras y llegó a la definición del Mundial ISA que se disputa en Tahara, Japón. Hace 7 años, en Panamá, fue el campeón más joven de la historia y ahora busca repetir en la madrugada argentina.


“Estoy muy emocionado aunque no se note (se ríe). Este torneo es muy especial para mí. Porque ya fui campeón mundial hace siete años y porque represento a mi país”. Santiago Muñiz sale del agua y no parece que haya repetido la hazaña de Panamá de estar nuevamente en una definición del Mundial ISA. Los compañeros del seleccionado argentino lo abrazan, saltan y cantan a su alrededor. El marplatense se prende pero en unos segundos sólo le queda la sonrisa. Claro, una sonrisa dibujada por un día soñado, épico. Santi pasó cuatro rondas en pocas horas y, tras seis baterías en total, se metió en la finalísima de esta competencia que se disputa en Tahara, Japón.

Hace siete años, en Panamá, cuando Muñiz apenas tenía 18, eclipsó al mundo al ganar la categoría Open y ser el campeón mundial más joven de la historia. Ahora, con otro recorrido y mayor experiencia, quiere repetir la gesta, justo en el lugar donde se harán los Juegos Olímpicos 2020, en los que el surf debutará como deporte. Tampoco es casualidad que sea así. Fernando Aguerre, el otro argentino que impacta al mundo, es el presidente de la ISA y el responsable de que este deporte sea olímpico. Y por eso este Mundial llegó hasta acá en esta edición… Por eso también el emocionante abrazo entre Aguerre y Muñiz en la playa luego de semejante resultado, que además de darle el pasaje a la final, lo dejó a un paso de clasificarse a los Panamericanos de Lima 2019 (entran el campeón y subcampeón).

Santi pasó agónicamente la tercera ronda, con una ola faltando 3 minutos. En la cuarta ganó el heat con 12.5 puntos y en la quinta repitió (con 13.40) ante dos potencias locales, Murakami y Ohara. La semifinal fue impresionante porque se dio un duelo épico contra Kanoa Igarashi, ambos estrellas del Team Quiksilver. El japonés nacido en Estados Unidos es la figura estelar de este Mundial. Es el surfista mejor ubicado en el Championship Tour (está 9° en el ránking), el torneo que junta a los 34 mejores del mundo en la World Surfing League (la liga profesional). Kanoa, el hombre insignia del torneo por la popularidad que tiene en Japón, le ganó la batería a Santi por milésimas (15.83 a 15.37), pero los dos (de 4) se metieron en la final. “Es un rival bravísimo, está en gran nivel, pero es una final. Todo puede pasar”, dice Santi, que representa a San Lorenzo a nivel mundial. Ahora, en horas, se definirá quiénes son los dos del repechaje que acompañarán a Santi y Kanoa en la definición que se podrá ver en vivo por la web desde la 1.45 am (http://isasurf.org/wsg/2018/es/).

“Sería muy especial volver a ser campeón del mundo, pero la clave es que he ido paso a paso. Como me ha pasado en el año. De menor a mayor. En este 2018 volví a competir luego de una lesión en la rodilla que me sacó casi 6 meses del circuito en el 2017 y he crecido en mi confianza y en mi surfing a medida que han pasado los meses”, cuenta Muñiz, que se ubica 74° en el ránking del QS (12/14 ascienden al CT). Este torneo podría ser un espaldarazo más a la confianza de Santi, que siente como especial representar a la Argentina pese a haber vivido muchos más años en Brasil. Los Muñiz se mudaron a Bombinhas cuando era un bebé y allí se quedaron, aunque sin modificar su pasión por el país. Alejo, el hermano mayor, decidió representar a Brasil y Santi, a la Argentina. “Así lo sentí”, asegura Muñiz, que ahora buscará dejar en lo más alto la bandera nacional. Como en el 2011.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios