Ciudad, Sociedad

las predicciones de un especialista

Un año de Perros: qué predice el horoscopo chino para 2018

Un experto en horóscopo chino entregó a El Ciudadano sus predicciones para este 2018. Qué le deparará a cada signo, y también al país.


Chinese zodiac wheel with signs and the five elements symbols; Shutterstock ID 102111901; PO: The Huffington Post; Job: The Huffington Post; Client: The Huffington Post; Other: The Huffington Post

A creer, o reventar. Gustavo NG es experto en horóscopo chino y adelantó a El Ciudadano su vaticinio para 2018, que será el año del Perro de Tierra, –uno de los 12 animales en que se dividen las predicciones–. En una larga charla contó qué le deparará a cada signo y, también, cómo le irá al país.

El 16 de febrero comenzará el año del Perro de Tierra.

Las características del perro en su paso por la tierra –los signos atraviesan distintos elementos; este año es tierra y le siguen el metal, el agua, la madera y el fuego– impondrán condiciones a todos los signos.

“El perro es un animal que tiene un idealismo puro y eso influirá a todos de diferentes formas. Es decir, construye su propio clan, pero a otros los deja afuera y crea enemigos. Se darán las condiciones para crear grupos y los que no armen alianzas naufragarán. La idealización le sigue a la decepción y ese movimiento nos va a afectar a todos. Vamos a tener que aprender a manejar la idealización como la decepción que nos produzca la realidad”, contó.

El especialista en horóscopo chino sostuvo que en el manejo de la decepción, los perros tienen cuatro estrategias: en la primera buscan apoyarse en su entorno y cultivar relaciones; la segunda es mirar a los otros como una amenaza; en la tercera, frente a la decepción y la inquietud que le produce la amenaza, descarga energía trabajando demasiado. Si es bueno o malo, depende de cada uno. La última es entregarse al derrotismo porque el perro es un animal aferrado al mundo de antes y habrá que aprovecharlo para no ilusionarse.

Las siguientes son las predicciones que NG entregó según cada animal.

Rata

Los nacidos en los años 1912, 1924, 1936, 1948, 1960, 1972, 1984, 1996 y 2008. ¿Qué sería de nosotros si nos durmiéramos en la negligente creencia de que la realidad es lo que es y nada más?

La inquietud del perro lo va a sobrecargar de electricidad. Las ratas son muy arriesgadas y sentirán que su seguridad estará amenazada. Conseguirán en su entorno todo lo que se propongan.

Búfalo

Los nacidos en los años 1913, 1925, 1937, 1949, 1961, 1973, 1985, 1997 y 2009. El Búfalo sabe todo. Todo lo ha visto. Mientras otros lo creían dormitar, él observaba, callaba y entendía.

Tendrá un reconocimiento mayor que en otros años. No le importa, pero lo tendrá. Estará tranquilo y podrá marchar por una vía sin mayores contratiempos. Sí tendrá que hacerles un lugar a los más allegados.

Tigre

Los nacidos en los años 1914, 1926, 1938, 1950, 1962, 1974, 1986, 1998 y 2010. El Tigre siempre es el nuevo rey. La fuente de su reinado está en lo que caza. Sus nuevos dominios fundamentan su poder.

Desde hace algunos años el tigre viene con frustraciones porque no se pudo dedicar a sus convicciones éticas. Necesita tener militancia social y pelear por lo que cree justo. Este año se va a poder entregarse plenamente y el mundo estará en orden para él. Además comprometerá su trabajo y su familia.

Conejo

Los nacidos en los años 1915, 1927, 1939, 1951, 1963, 1975, 1987, 1999 y 2011. Ser Conejo es tener maestría para moverse en el mundo social y en el propio.

Sentirá la compañía de su familia y no deberá preocuparse por ellos porque estarán bien. Con respecto al trabajo, se sentirá molesto porque no hacen las cosas como cree que tienen que ser. Paciencia.

Dragón

Los nacidos en los años 1916, 1928, 1940, 1952, 1964, 1976, 1988, 2000 y 2012. Es cierto que el Dragón es diferente de todos los demás. Para los chinos, el Dragón es celestial y los demás pertenecen a la Tierra. Deberá prepararse para enfrentamientos.

Tendrá condiciones para los proyectos que inició años atrás sin esforzarse. Tendrá que ser más flexible en su juicio con la gente que atenta contra las reglas. Condenar de manera tajante trae consecuencias difíciles.

Serpiente

Los nacidos en los años 1917, 1929, 1941, 1953, 1965, 1977, 1989, 2001 y 2013. La serpiente llega del lugar en donde todo era uno y añora la indiferenciación como la felicidad perdida.

Tendrá condiciones para producir. A la serpiente no le gusta agitarse pero lo consigue sin necesidad de hacerlo. Este año tendrá grandes actividades: le convendrá entregarse a lo que venga porque lo podrá manejar. No se sentirá inclinada a cultivar nuevas relaciones. Las personas que conocen a la serpiente se enamoran y por eso no hay que esforzase.

Caballo

Los nacidos en los años 1918, 1930, 1954, 1966, 1978, 1990, 2002 y 2014. Toda su vida el caballo está naciendo. Tiene la perfección increíble del ser nuevo y el encanto salvaje de la belleza.

Será un año macizo y tendrá invitaciones para encarar nuevos desafíos: tendrá que encararlas con tranquilidad pero con cuidado. El caballo es puro instinto y es feliz en esa situación. Es el animal del entusiasmo.

La Cabra

Los nacidos en los años 1919, 1931, 1942, 1955, 1967, 1979, 1991, 2003 y 2015. Percibe el estado originario del mundo. Todo está naciendo allí, la realidad está hecha de pimpollos y de flores.

Se sentirá protegido y con pocas preocupaciones. Se beneficiará en el sustento de supervivencia, es su fuente de vida. La cabra busca la fuente de inspiración en el cielo, en la estrellas.

Mono

Los nacidos en los años 1920, 1932, 1944, 1956, 1968, 1980, 1992, 2004 y 2016. El Mono es diferente porque pertenece al orden humano. No habla porque no quiere. Básicamente, hace lo que quiere.

Comienza el año de manera pasiva, probablemente porque en 2017 pasó por situaciones fuertes. El mono prefiere arriesgarse y tener cosas nuevas que ganar y tener algo conocido. Por eso le convendrá quedarse en la rutina. En el plano del amor será muy crítico pero si logra mantenerlo tendrá su recompensa.

Gallo

Los nacidos en los años 1921, 1933, 1945, 1957, 1969, 1981, 1993 y 2005. El Gallo mítico de los chinos se trepó en medio de la amenazante penumbra a lo alto del techo para ordenarle al sol que volviera a salir.

El gallo terminó 2017 al espiedo y por eso necesitará reponerse. Necesitará descansar y refugiarse en lo conocido. Es posible que lo tome por sorpresa algún proyecto a largo plazo.

Perro

Los nacidos en 1922, 1934, 1946, 1958, 1967, 1982, 1994 y 2006. La novela del Perro es la de la reconstrucción.

Las condiciones son positivas; en todo lo que le guste hacer tendrá viento a favor. El riesgo es la sobreconstrucción de enemigos.

Chancho

Los nacidos en los años 1923, 1935, 1947, 1959, 1968, 1983, 1995 y 2007. Sin matar a nadie, sin querer tener razón, el chancho busca el cielo. El asunto es entre él y el paraíso. En el momento en que empieza a buscarlo, empieza a construirlo.

Tendrá un buen año en uno de los aspectos que celebra: la amistad. No la busca pero cuando la encuentra hace una fiesta. Se podrá dedicar a lo que apasiona, con la advertencia de que no las haga para sí mismo sino para los demás.