Policiales, Últimas

Zona noroeste

Treinta allanamientos y diez detenidos por balaceras y extorsiones

La Agencia de Investigación Criminal realizó los operativos en Rosario y Pueblo Esther donde también incautó armas, vehículos, dinero, celulares y estupefacientes. Según voceros del caso, se trata de una investigación relacionada a viejos enfrentamientos entre los Sandoval y los Romero 


La Policía realizó este miércoles 30 allanamientos simultáneos y detuvo a diez personas en el marco de una causa que investiga balaceras y extorsiones relacionadas al enfrentamiento histórico de dos bandas de zona noroeste: la de Hernán “Lichi” Romero, actualmente detenido, y la de Emanuel “Ema Pimpi” Sandoval, asesinado en octubre de 2019. Según voceros del caso, las medidas tuvieron lugar en distintos domicilios de Rosario y Pueblo Esther donde secuestraron un total de ocho armas de fuego, vehículos, celulares, dinero en efectivo y una cantidad mínima de estupefacientes dispuestos para ser comercializados.

Los operativos fueron realizados por agentes de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) quienes detuvieron a seis hombres, un adolescente y tres mujeres de entre 17 y 65 años.
Según informaron, los detenidos formarían parte de las dos bandas más trascendentes de la zona noroeste: la banda de la familia Sandoval y la banda de la familia Romero, vinculada estrechamente a Lichi Romero, actualmente detenido.

En los operativos los efectivos secuestraron ocho armas: una pistola calibre 9 milímetros con dos cargadores (uno de ellos municionado con tres cartuchos intactos), una pistola calibre 22 con dos cargadores y 19 municiones, un revolver calibre 32 con 10 municiones, una pistola de aire comprimido sin marca visible, una escopeta calibre a verificar sin numeración visible, una carabina calibre 22 largo número no visible, un revólver calibre 38 largo sin numeración con capacidad para 6 alvéolos, un almacén cargador metálico vacío y 23 cartuchos de escopeta.

Según la información oficial, los agentes también incautaron una motocicleta marca Brava Nevada 110 cilindradas color negra con pedido de secuestro activo, sustraída los primeros días de mayo en calle French al 1500; un automóvil Corsa; una motocicleta marca Honda Wave color negro y un automóvil marca Peugeot 307 de color bordó.

También secuestraron una veintena de celulares, alrededor de 600.000 pesos en efectivos y 42 dosis de marihuana y 5 dosis de cocaína, junto a dos balanzas de precisión.

Estos allanamientos se dieron en el marco de una causa iniciada el 9 de mayo pasado a raíz de una balacera en el frente de una vivienda ubicada en pasaje Tobas al 8200, donde una mujer recibió un disparo en el pecho y su pareja un tiro en la mano. Voceros del caso dijeron que de acuerdo a los testigos, dos autores llegaron al lugar en una motocicleta y efectuaron varias detonaciones en el frente de la casa. Además de ese ataque, la pesquisa investiga otra balacera posterior registrada contra una vivienda el 28 de mayo en el barrio 7 de Septiembre donde una pareja resultó víctima de los disparos.

Ambas ataques recluyeron en la Fiscalía NN (con imputados no individualizados) a cargo de Federico Rébola. En relación a los estupefacientes incautados se dio intervención a la Fiscalía Federal en turno.

Los detenidos serán imputados en los próximos días. Se trata de un adolecente de 17 años, apodado Sapo, a quien sindica de ser el marcador de los lugares para balear. También apresaron a  R.L.C, de 20 años, por tener en su poder una moto con pedido de secuestro y tenencia de estupefacientes; a E.C, de 25, y a R.M.P, de 47, por tenencia de armas de fuego; una mujer también resultó demorada, M.R. que tenía arresto domiciliario, a disposición del Juzgado Federal.

Por el otro lado de acuerdo a las bandas enfrentadas, se detuvo a P.O.M, alias Moco, de 33 años, y su esposa: J.A., de 36. Otra mujer, T.A.C., de 33, y dos hombres: N.M.C. de 26 y J.M.J., de 65 años.

Comentarios