Ciudad, Edición Impresa

Zona noroeste

Tensión en barrio qom por un predio tomado

Unas 20 familias que ocupan un terreno en Paso y Travesía fueron “custodiadas” por la Policía.


Unas 20 familias de la comunidad qom que ocuparon precarias viviendas en una pequeña porción de terreno en el sector de Juan José Pasó y Travesía, en la zona noroeste de la ciudad, vivieron ayer momentos de zozobra con la llegada de efectivos de la Guardia de Infantería de la Policía provincial y la Guardia Urbana Municipal, quienes en un principios se apostaron con intenciones de desalojo, algo que finalmente no ocurrió. El hecho se da en el marco de una incipiente entrega de viviendas por parte del Ejecutivo local. Este jueves habrá una reunión para destrabar la compleja situación

El tenso episodio acaecido este miércoles ocurrió en un sector del predio donde se desarrolla el proyecto de viviendas Sueños Compartidos, que originalmente ideó y financió la Fundación Madres Plaza de Mayo. Tras las denuncias de corrupción (que involucraron a la propia Hebe de Bonafini y Sergio Shoklender, el “celebro” del programa), las obras se paralizaron y, finalmente, una constructora local continuó con la urbanización.

El titular del Servicio Público de la Vivienda municipal, Raúl Álvarez, explicó que estas 20 familias ocuparon las precarias casillas de chapa que hasta hace pocos días daban cobijo a personas que se mudaron a su nueva vivienda en el barrio de las “Madres”.

“Son pequeñas casillas que no se llegaron a demoler a tiempo. Y este miércoles se intentó persuadir a los ocupantes para que se retiren, pero se niegan. La Policía no recibió orden de actuar, sólo se limitó a controlar”, explicó el funcionario.

Según Álvarez, lo que terminó de alertar a las autoridades municipales es que ayer se sumaron más personas a la ocupación. Eso se dio en el sector del predio donde se proyecta construir un polideportivo y otras 36 casas, con lo cual se corre el riesgo de frenar todo lo proyectado.

Custodiadas

Toda la situación ocurre en un clima de tensión que ya viene envolviendo al barrio. Y es que hay 66 viviendas que están próximas a entregarse y hoy deben ser custodiadas por la misma Infantería provincial.

“En este tipo de conflictos hay de todo; gente a la que se le iba a dar su casa, otros que no estaban censados y personas que ni siquiera son del barrio”, manifestó el funcionario.

El complejo y difuso escenario se completa con reuniones que en las últimas horas autoridades municipales tuvieron con el consejo directivo que representa a los habitantes qom de este sector de la ciudad para negociar criterios y requisitos para la entrega de las 66 viviendas.

Según Álvarez, los acuerdos que se establecieron en un encuentro que se realizó el martes fueron desconocidos este miércoles.

En tanto, las personas que estaban ocupando las casillas de chapa entregaron otra versión del caso y los hechos acaecidos ayer.

“Lo que sucede es que le están entregando muchas casas a gente que es de afuera del barrio y nosotros nos quedamos sin nada. Le dan las propiedades a quien no se las tienen que entregar. Muchos estamos en esta zona desde 2008 y hace rato esperamos un lugar mejor para vivir”, relató a El Ciudadano una joven de la comunidad qom desde el lugar.

Por lo pronto, este jueves habrá una nueva reunión entre el municipio y referentes qom con el fin de alcanzar algunos acuerdos y evitar situaciones como la de ayer.

Comentarios