Economía, Política

Por el río Paraná

Sorpresa: el ministro de Transporte habló de la eficiencia del Estado en clave foro internacional

Alexis Guerrera participó de la apertura de la IV Conferencia Hemisférica sobre Hidrovías, Puertos Interiores y de Cruceros, organizada por la Administración General de Puertos y la Organización de Estados Americanos. Y destacó la decisión presidencia de "federalizar y democratizar" la troncal


El ministro de Transporte de la Nación, Alexis Guerrera, destacó este miércoles la decisión del presidente Alberto Fernández de “federalizar y democratizar” la troncal de navegación por el río Paraná. En el marco de la pulseada entre sectores políticos, sociales y económicos para que la vía por donde sale el 80% de las exportaciones argentinas quede en manos del Estado o vuelva a consecionarse –durante un cuarto de siglo, desde la década del 90 hasta meses atrás, estuvo en manos de la multinacional belga Jan de Nul y su socia local Emepa– el funcionario expresó que “el Estado puede ser eficiente y transparente administrando estos puntos estratégicos para el país”. Es la primera vez que el ministro Guerrera inyecta ambigüedad al tema, ya que la traza oficial es convocar a una licitación internacional. Y lo hizo al hablar en la apertura de la IV Conferencia Hemisférica sobre Hidrovías, Puertos Interiores y de Cruceros, organizada por la Administración General de Puertos (AGP), hoy a cargo de la otrora llamada Hidrovía, junto a la Organización de Estados Americanos (OEA).

“Después de 26 años de concesión, nuestro presidente Alberto Fernández tomó la decisión de federalizar y democratizar la vía navegable troncal, teniendo en cuenta el impacto ambiental en las obras que se lleven adelante. Estamos demostrando que el Estado puede ser eficiente y transparente administrando estos puntos estratégicos para el país”, fue la frase completa de Guerrera. Pero no hay indicios de un giro de timón en el plan que tuvo un capítulo especial a mitad del mes pasado en Rosario, cuando se realizó la primera reunión del Consejo Federal de la Hidrovía. Lo componen siete gobernadores, entre ellos el santafesino Omar Perotti –el principal accionista si se consideran las millas náuticas de la troncal que recorre toda la costa de la provincia– y sólo el bonaerense Axel Kicillof apuntó en esa dirección, aunque su batalla principal parece ser la alteración de la ruta naviera a través del canal Magdalena –un accidente natural en el Río de la Plata– en lugar del canal Punta Indio, que dirige la salida a mar abierto desde Montevideo en lugar de los puertos de la provincia de Buenos Aires.

La conferencia que abrió Guerrera se convocó en el Centro Cultural Kirchner, y la anfitriona es la AGP, un organismo dependiente del Ministerio de Transporte, junto con el Consejo Técnico Consultivo de la Comisión Interamericana de Puertos (CIP), el organismo portuario de la OEA.

Continuará este jueves en la terminal de Cruceros Quinquela Martín, en el puerto porteño, con un debate técnico sobre las vías de comunicación y comercio, los puertos fluviales y su rol crítico en las cadenas de suministro de la región.

Durante su intervención, el ministro Guerrera repasó y abrió juego: “Creamos el Ente Nacional de Control y Gestión de la Hidrovía para conformar los pliegos de la nueva vía navegable troncal proyectando a los próximos 15 o 20 años, con una mirada que integre a las economías regionales, el turismo, la pesca, la participación de cada provincia en los debates y la toma de decisión, y escuchando a cada uno de los gobernadores”, dijo.

Además de Santa Fe y Buenos Aires, el Consejo Federal integra a las provincias de Corrientes, Chaco, Entre Ríos, Formosa y Misiones, en un abanico de navegación con afluentes que concentran en el Paraná. Y por la Nación los ministerios del Interior, Desarrollo Productivo y –lógicamente– Transporte, a cargo de Guerrera.

El ministro desplegó una vasta lista de obras concentradas a corto y mediano plazo, que suman relieve estratégico a las acciones del Estado: “Estamos desarrollando los accesos portuarios ferroviarios, las circunvalaciones, generando un entramado de rutas y vías férreas, nodos logísticos. Por eso queremos que esta vía navegable troncal integre al turismo, a la producción, a nuestro país y a toda la región, de forma eficiente, económica, dinámica y moderna”.

En esa línea, formaron parte del foro la directora de Migraciones y vicepresidenta del Ente Nacional de Control y Gestión de la Hidrovía, Florencia Carignano, y la jefa de la Unidad Gabinete de Asesores del Ministerio de Turismo, Geraldine Oniszczuk.

La apertura de la conferencia estuvo a cargo del interventor de la Administración General de Puertos, José Beni. Y también él puso en el epicentro al sector público, aunque con límites: “La presencia del Estado en la administración de la vía tiene como objetivo aportar una mirada estratégica e integral, donde el desarrollo comercial que necesita el país y los exportadores se complemente con la no menos necesaria inversión para lograr que ese crecimiento se extienda en toda la traza, con infraestructura y tecnología aplicada tanto a los tramos ya concedidos como el estudio de nuevos sectores”.

Con todo, del evento participaron también el jefe de la Secretaría de la CIP, Jorge Durán; el presidente del Comité Ejecutivo de la CIP, Carlos Arturo Bueso Chinchilla; también cuenta con la participación de funcionarios nacionales y provinciales –especialmente de las provincias relacionadas a la Vía navegable Troncal y los cruceros– representantes del sector privado, universidades y otras entidades, así como autoridades portuarias de Uruguay, Paraguay, Brasil, Antigua y Barbuda, Perú, Jamaica, Bolivia, y Colombia, entre otros.

Comentarios