Edición Impresa, Policiales

Intentaron matar a mujer para robarle la moto

Siete años a dos hombres por un dramático asalto

El hecho tuvo lugar en mayo de 2015, cuando Verónica fue abordada por dos ladrones mientras circulaba en una motocicleta y le efectuaron un disparo en la cabeza para luego llevarse el rodado.


Carlos Curto, juez interviniente en el caso.

Dos hombres fueron condenados a siete años de prisión por una tentativa de homicidio en ocasión de robo. El hecho tuvo lugar en mayo de 2015 cuando Verónica fue abordada por dos ladrones mientras circulaba en una motocicleta y le efectuaron un disparo en la cabeza para luego llevarse el rodado. La investigación estuvo a cargo de la fiscal Marisol Fabbro, quien recientemente llegó a un acuerdo con los defensores de los imputados, los cuales reconocieron su responsabilidad y aceptaron una pena de siete años de prisión, que fue homologada por el juez Juan Carlos Curto.

La mañana del 16 de mayo de 2015 Verónica se trasladaba en su moto Yamaha YBR con su hijo de 11 años como acompañante por Chubut al 1200, de la vecina localidad de Villa Gobernador Gálvez. En un momento otra moto con dos ocupantes se le cruzó adelante. Verónica se detuvo. El hombre que iba como acompañante descendió con un arma de fuego en la mano y le disparó en la cabeza. Tras ello, empujó a la mujer y a su hijo de la moto, por lo que ambos cayeron pesadamente al asfalto mientras los ladrones huyeron cada uno en un rodado por calle Pavón.

El hecho se produjo delante de varios testigos y la investigación determinó que Alan Sánchez conducía la moto utilizada en el robo mientras que Joel Nicolás Ávalos iba como acompañante.

Verónica fue trasladada en grave estado al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez, donde lograron salvar su vida, aunque le quedaron secuelas del ataque. Seis días después, en un allanamiento a la casa de Joel Ávalos, ambos sospechosos fueron detenidos cuando estaban parados en la puerta. También se secuestraron dos motos, una de ellas similar a la utilizada en el robo y ropa con características parecidas a la utilizada en el hecho. La imágenes de los agresores quedaron registradas por una cámara de seguridad de monitoreo municipal.

Tras dos años de investigación, la fiscal de la Unidad de Homicidios Dolosos Marisol Fabbro y los defensores Nazareno Bravo, por Alan Sánchez, y José Ferrara, por Joel Ávalos, acordaron un juicio abreviado por el hecho, que se encuadró en tentativa de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y portación y robo doblemente calificado, con una pena de siete años de prisión para el dúo.

Finalmente el juez de primera instancia Juan Carlos Curto admitió y homologó el acuerdo, por lo que condenó a Sánchez y Ávalos a la sanción acordada por las partes.

Comentarios