Espectáculos

Sábado, en Rosario Central

Shakira se despide en Rosario

Está todo listo para que la célebre cantante colombiana brinde este sábado su último shows argentino donde mostrará un compendio de su carrera con expresiones románticas y nostálgicas, y el infaltable ritmo y reggaetón de los últimos años

El jueves, 40 mil personas la vieron en Buenos Aires.

La cuenta regresiva llegó a su fin para que Shakira, uno de los números internacionales más esperados de este 2018 por los rosarinos, vuelva a la ciudad para presentarse este sábado en el Estadio de Rosario Central, en el corazón de Arroyito.

El concierto será en el marco de la gira mundial titulada El Dorado, como su último disco, y tendrá lugar dos días después del concierto de la cantante colombiana en Buenos Aires.

Así como sucedió en Capital Federal el jueves último, se espera que el concierto local, que tendrá lugar a siete años de su última presentación, revele una fuerte impronta festivalera que, desde el repertorio, plantee un mar de hits radiales.
De hecho, en Vélez lo hizo sin exageraciones tecnológicas, con su propio cuerpo en primer plano, y regaló un concierto de más de dos horas en la que no paró de bailar, hacer bailar a sus fans, y demostrar que no necesita más que sus caderas y su particular registro en falsete para mantener la atención de las 40 mil personas que la fueron a escuchar.

Como describen las crónicas nacionales, el público fue muy diverso: estaban los de la primera época que buscaban canciones de corte más nostálgicas como “Dónde estás corazón”, “Si te vas” y “Estoy aquí”. Pero también los que fueron buscando el reggaetón de la última época y canciones como “Loba”, “Perro fiel” y “Chantaje”, aunque todos quedaron satisfechos.

Sólo se apoyó en las pantallas y las visuales en momentos de extrema necesidad. Así resolvió los temas que hizo a dúo, como pasó con Alejandro Sanz en “La Tortura”, Carlos Vives para “La Bicicleta” y Rihanna en “Can’t Remember to Forget You”.

La breve gira argentina que tuvo su debut en el porteño estadio de Vélez, comprende en total 21 países y 53 shows en los que sonaron y sonarán también los hits que marcaron su carrera como “Hips Don’t Lie”, “Waka Waka” e “Inevitable”.

El setlist también incluye “Nada”, “El Perdón” de Enrique Iglesias, “Underneath your clothes“, “Me enamoré”, “Suerte” (“Whenever, wherever”), “Donde estás corazón”, “Tú” y “Amarillo”, entre otros.

Regreso en un gran momento

“América latina tiene un lugar muy especial en mi corazón y tengo muchas ganas de volver al escenario cantando junto a todos ustedes todas sus canciones favoritas y las mías”, declaró Shakira horas antes de pisar suelo argentino.
Su más reciente hit, “Clandestino”, es el video número 26 de Shakira en superar los 100 millones de reproducciones en las redes en tan sólo un mes y aún se mantiene en el Top 10 de las canciones más escuchadas en Spotify Argentina. A su vez, en los últimos días anunció a través de sus redes sociales que alcanzó su cuarto récord mundial como la artista femenina en recibir más premios Grammy latinos en la historia de la música con su 11° Grammy al mejor álbum pop contemporáneo por El Dorado.

Visita espera y tour fugaz

Shakira es una de las artistas más esperadas por todos los argentinos pero a diferencia de otros tiempos, sólo Buenos Aires y Rosario fueron las ciudades elegidas para su desembarco. En el mundo se vive lo que se conoce en las redes sociales como la “#ShakiraMania” y en Argentina no es la excepción.

Tras 7 años, la artista colombiana volvió a los escenarios con su último álbum, El Dorado, que obtuvo el Grammy al mejor álbum de pop latino de 2017 y cuyas canciones se ubican en las primeras posiciones de las playlists mundiales.
La colombiana llegó a la Argentina el miércoles último después de brindar un show en Brasil. El arribo lo hizo junto a un equipo técnico de 70 personas y junto a sus hijos Milán y Sasha, para quienes se armó un espacio especial en los camarines del Gigante.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios