El Hincha, Rugby

Devolución de favores

Seis Naciones de exportación: se suman Japón y Fiji, ambos votantes de Bill Beaumont; ¿coincidencia?

En Inglaterra anticiparon que habrá un torneo con los poderosos europeos y Japón y Fiji como invitados, del 14 de noviembre hasta el 5 de diciembre. El anunció es inminente. Georgia, país europeo que votó por Pichot y que viene pidiendo pista no fue invitado, pero si los que apoyaron la reelección


Japón volverá a integrar el grupo con Escocia, al que derrotó en el pasado Mundial.

El mundo ovalado se desayunó con la noticia del ingreso de Japón y Fiji al Seis Naciones 2020. La novedad fue publicada por el diario The Guardian de Inglaterra. El tradicional torneo europeo –uno de los más antiguos del mundo- cambiará su formato, para poder hacer lugar a países del hemisferio sur, que al no poder competir con los cuatro combinados que integran el Rugby Championship se vieron “forzados” a buscar competencia en el norte.

Según indica The Guardian, el torneo se organizó de manera muy rápida. Los equipos se dividirán en dos grupos, y el torneo comenzará el 14 de noviembre después de la conclusión de las Seis Naciones retrasado de esta temporada, al que aún le quedan pendientes dos fechas.

Los grupos estarían conformados de la siguiente manera: Inglaterra, Gales, Irlanda y Fiji integrarían una zona, mientras que la otra zona tendría a: Francia, Escocia, Italia y Japón. Los seleccionados jugarán contra los otros equipos en su grupo una vez y en el último fin de semana todos se enfrentarán a los seleccionados del otro grupo que terminaron en la misma posición.

El diario inglés también se refiere a la posición japonesa: “Japón estará en desventaja porque su liga fue cancelada en febrero y la próxima campaña no comenzará hasta enero. La serie de verano del equipo nacional contra Inglaterra fue cancelada y debían jugar contra Escocia e Irlanda en noviembre”.

En los próximos días se haría el anuncio oficial y se daría a conocer el fixture. En tanto, Georgia fue considerada para estar en este torneo internacional de otoño, pero como no clasificó a cuartos de final en el último Mundial, instancia a la accedió Japón, los organizadores priorizaron a los nipones, teniendo en cuenta además que es un país con mucho potencial comercial. Y Fiji tiene a sus mejores jugadores en las principales ligas del Viejo Continente, una situación que volcó la balanza a su favor.

Fiji, del Pacífico al Seis Naciones. Compartirá grupo otra vez con Gales.

Las uniones europeas esperan poder jugar con público el certamen, ya que debido a la pandemia sus arcas están muy flacas, con pérdidas que no podrán ser recuperadas en el corto plazo. Por eso no quieren perder ningún foco que genere ingresos económicos y los tickets son uno de ellos.

También en la nota se hace referencia que los principales- clubes europeos no contarán con los internacionales en las primeras jornadas de sus competencias locales, pero se descuenta con World Rugby dispondrá una modificación temporal de la regla 9 (convocatoria). Un hecho que también podría beneficiar a Los Pumas, de cara al Rugby Championship 2020.

De este posible torneo internacional se pueden hacer mil lecturas. La más ingenua sería la bondad de los europeos al invitar a Japón y Fiji a jugar con ellos. La realidad es que les importa la expansión y el desarrollo del rugby y Japón es un mercado más que interesante.

Hay otra lectura. En un año no electoral, Europa podría estar devolviendo favores luego de la reelección de Bill Beaumont como presidente de World Rugby. Japón y Fiji votaron por el inglés, los nipones enojados con Sanzaar por la baja de Sunwolves del Súper Rugby empezaron a mirar con mejores ojos a los europeos, mientras que Fiji fue tentada con promesas y esta sería una de ellas.

¿Y Georgia? Los georgianos eligieron al argentino Agustín Pichot, y si bien suena a casualidad, haberse quedado afuera de este torneo, siendo el seleccionado europeo del segundo pelotón que viene pidiendo pista desde hace varios años, incluso haciendo mucho más mérito que Italia, parece demasiada casualidad.

Comentarios