Edición Impresa, El Hincha

Seguir con vida

Rosario debe ganarle hoy a Santa Fe para mantener sus chances de clasificación.

Realidades gemelas, son las que viven los seleccionados de Rosario y Santa Fe. Ambos perdieron en el inicio del 67º Campeonato del Argentino de Mayores 2011, los rosarinos de locales ante Buenos Aires por 30 a 18 y los santafesinos fueron vapuleados por Córdoba en la Docta, 70 a 3. Hoy desde las 16, en el Barrio Las Delicias de la capital provincial y con el arbitraje del cordobés Javier Mancuso, rosarinos y santafesinos se enfrentarán y tendrán un objetivo en común ganar para llegar a la última fecha con chances de meterse en semifinales y además con un triunfo en el jornada de hoy evitarán disputar una futura promoción para no descender.

Por la misma zona 2, a partir de las 17.10 en las instalaciones de Jockey Club, Córdoba recibirá la visita de Buenos Aires, partido que será transmitido en diferido por Espn+ a las 20.

El último antecedente de enfrentamientos entre los dirigidos por Ricardo Imhoff y Alejandro Quirelli es el match disputado semanas atrás por el Cross Border, con triunfo del Ñandú por 32 a 14. Desde ambos seleccionados coincidieron en que el partido de esta tarde puede ser muy similar al jugado en el mes de febrero, con Rosario intentando jugar un rugby dinámico y con Santa Fe proponiendo un rugby más lento y tratando de someter a su rival con los forwards. 

El staff técnico de Rosario confirmó cuatro cambios en el XV titular respecto del equipo que cayó ante Buenos Aires siete días atrás; Lucas Vignau será el hooker en lugar de Tomás Baravalle; José Basso formará como octavo en lugar de Pablo Colacrai y entre los backs: ingresan los wingers: Dan Isaack y Emanuel Viassolo por Juan Rapuzzi y Francisco Carrió. En tanto, banco de relevos quedo conformado por: Jerónimo Negrotto, Tomás Baraballe, Manuel Baraballe, Galo Della Vedova, Juan Cruz Viassolo, Francisco Carrió y Sebastián Cáccamo.

En la previa la receta para traerse un resultado positivo, el Ñandú deberá tener paciencia, contar una buena obtención de las formaciones e imponer un rugby rápido que le permita controlar la pelota.

Comentarios