Edición Impresa, Política

Se postergó el debate por participación en ganancias

El diputado Recalde, autor del proyecto, decidió posponer las audiencias ante el faltazo empresarial.

El diputado Héctor Recalde anunció que el proyecto de participar ganancias a los trabajadores recién podría adquirir estado parlamentario el año que viene, mientras que varias cámaras empresarias no concurrieron ayer a los debates de la Comisión de Legislación del Trabajo de la Cámara baja. Así, la discusión parlamentaria del proyecto oficialista que plantea repartir el 10 por ciento de las ganancias de las compañías entre los trabajadores se pospuso hasta el próximo 2 de noviembre, luego de que se frustrara la reunión de comisión que estaba prevista debido a la ausencia de referentes de las cámaras empresarias.

De esta manera no alcanza el cronograma parlamentario 2010 para que el proyecto pueda ser debatido este año, admitió Recalde, en declaraciones radiales. El proyecto que impulsa el diputado y abogado de la CGT iba a tener ayer su primera jornada de análisis parlamentario, en el marco de una reunión de la Comisión de Legislación del Trabajo.

Sin embargo, una hora antes de la señalada, Recalde decidió suspender el encuentro, ya que las principales cámaras del país, entre ellas, la Unión Industrial Argentina (UIA), anunciaron que no asistirían. La misma postura adoptó la Asociación de Bancos Argentinos (Adeba) y la Cámara Argentina de Comercio (CAC), entre otras entidades. Cabe recordar que varias patronales ya se pronunciaron en contra de la iniciativa de repartir ganancias entre los obreros, tal como fue ratificado en el último Coloquio de Idea, el foro que reúne a flor y nata del empresariado nacional.

De esta forma, el diputado oficialista adelantó que fijará una nueva convocatoria para el próximo 2 de noviembre. En las primeras horas de la jornada, las principales cámaras empresarias del país habían anticipado que no participarían de la ronda de exposiciones que estaba prevista en la Cámara de Diputados, aunque Recalde decidió aguardar hasta último momento antes de posponer el encuentro.

El legislador consideró, en declaraciones radiales, que resulta necesario que “todo el mundo se expida” sobre esta iniciativa, que prevé la participación de los trabajadores en hasta el 10 por ciento de las ganancias de las compañías con más de 300 empleados. “Acá lo que está en juego es la calidad constitucional. Entonces, habrá que ver quién está de acuerdo con que se cumpla con la Constitución y quién no”, enfatizó el legislador del Frente para la Victoria y comentó que habló de la norma “con los presidentes de la Federación Agraria y Coninagro”.

Al encuentro de ayer estaban invitados, además de la UIA, los referentes de la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA); la Asociación de Bancos Públicos y Privados de la República Argentina (Abappra); la Asociación de Bancos Argentinos (Adeba) y la Asociación Empresaria Argentina (AEA) y la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (Apyme).

Adeba no está de acuerdo con el proyecto presentado por Recalde. La entidad que preside Jorge Brito tiene varias objeciones, entre otras, considera como “muy peligroso el sistema de cogestión empresaria que el proyecto de hecho instaura”, sostuvo en un comunicado. “El proyecto plantea la creación de normas que por su naturaleza exigen un minucioso, profundo y sereno análisis, para lo cual a la Cámara Argentina de Comercio le es imprescindible formular numerosas consultas a cientos de entidades adheridas de todo el país para poder fijar posiciones sólidas”, indicaron desde la CAC.

“Muestren los libros”

El secretario general de la CGT, Hugo Moyano, afirmó ayer en conferencia de prensa que los empresarios tienen por costumbre hacer socios a los obreros en las pérdidas pero nunca en las ganancias. Además, el líder camionero advirtió que quiere “ver los libros” contables de las compañías.

Al presentar el proyecto de ley, el diputado Recalde había anticipado que su objetivo era debatir el texto e invitar “a todos aquellos que quieran participar con su opinión”. Según el diputado del Frente para la Victoria, la propuesta contempla poner en práctica lo establecido “por el artículo 14 bis de la Constitución, que señala que los trabajadores tienen derecho a participar de las ganancias de las empresas”.

Moyano no anduvo con vueltas y afirmó: “Queremos ser socios en las ganancias y es posible porque nunca han ganado tanto dinero en los últimos años, no lo reinvierten y se lo llevan afuera”. El dirigente sindical enfatizó que “los empresarios no quieren que se revisen los libros”.

“Tienen temor de que sepamos que es lo que está pasando en las empresas”, argumentó. En este sentido, el líder de la CGT dijo que sabe que las firmas suelen destinar partes de sus ganancias a la inversión e ironizó: “Tal vez están invirtiendo mucho y por eso no repartan… Eso también queremos saberlo”.

Comentarios