Ciudad

Masiva protesta

Rosario volvió a la calle contra los tarifazos de Macri

Miles de personas marcharon desde la Plaza San Martín hasta el Monumento a la Bandera, donde se leyó un documento crítico. En el final, exigieron “la realización de un gran paro nacional contra esta política económica”


Rosario volvió a decirle "no" a las políticas económicas del gobierno de Macri. Fotos: Juan José García.

Rosario le dijo una vez más “no” a los devastadores efectos de la política económica que implementó el gobierno de Mauricio Macri. Una multitud marchó desde la Plaza San Martín hasta el Monumento a la Bandera para pedir una vuelta de timón de la economía y un freno a los tarifazos.

La hoja de ruta de la economía aplicada por Cambiemos sumó un nuevo rechazo en nuestra ciudad con una multudinaria marcha convocada por distintos gremios, organizaciones sociales, comerciantes y empresarios pymes y la Multisectorial 21F, a los que se unieron miles de ciudadanos desesperanzados.

“Esta marcha es un punto de partida importante porque es autónoma, de la ciudad de Rosario y están todos los gremios juntos, acompañando a la Multisectorial. Esto le pone una dinámica distinta al debate electoral. Acá no va a ser un desfile de modelos, de discursos irresponsables ni de promesas vacías. Va a ser la necesidad de respuestas a las demandas que, de aquí a octubre, masivamente la gente pondrá en las calles”, expresó Victorio Paulón, secretario de Derechos Humanos de la CTA.

Para el secretario general de la UOM Rosario, Antonio Donello, la única manera de terminar con la política económica es “con el cambio de gobierno, no hay otra opción. Tenemos que seguir en las calles demostrando nuestro descontento, Este gobierno lo único que ha hecho es una fenomenal transferencia de recursos hacia los que más tienen”.

“La gente en la calle tiene que presionar para que este gobierno no haga más daño del que ya hizo y para votar a una alternativa en las próximas elecciones. El próximo modelo económico del país debería estar en las antípodas a las políticas de la gestión de (Mauricio) Macri”, apuntó Juan José Sisca, titular de Apyme Rosario.

Rosario “capital nacional de la protesta”, fue la presentación que hicieron los organizadores del acto. Luego se dio paso a un crítico documento.

El comunicado final

En el comunicado que siete mujeres de diferentes gremios y organizaciones sociales leyeron en el final de la movilización, se insistió con la necesidad de “decir basta a los tarifazos y a los despidos que provocan las políticas económicas del gobierno nacional de Mauricio Macri”, que no perdonaron “ni a establecimientos escolares, universidades, clubes barriales, ni a asociaciones de discapacidad”.

Los firmante del comunicado remarcaron “que los tarifazos y los despidos son parte esencial de la política de este gobierno” para cumplir con “el objetivo de garantizar súper-ganancias a las empresas energéticas y petroleras (cuyos gerentes están en el gobierno) y por el otro presionar al mercado laboral para que bajen los ingresos, salarios y los planes sociales”.

Además, criticaron “el aumento explosivo de la deuda externa impagable que nos hipotecó por generaciones, provocando una sangría de 3.300 millones de pesos por día en concepto de intereses solamente”.

“La reducción del poder adquisitivo de los trabajadores impacta directamente sobre los comercios y las pequeñas y medianas empresas, que lógicamente venden menos y que a su vez son sometidas también a tarifazos, promoviendo primero la expulsión de personal y aumento de capacidad ociosa, para luego pasar al cierre de locales comerciales e industrias que hoy vemos todos los días”, señalaron.

En el análisis de la situación, los organizadores de la marcha señalaron “el proceso de transferencia de ingresos a los grupos concentrados” y “las acciones represivas del gobierno frente a los justos reclamos de trabajadores formales e informales y desocupados”. En ese orden, dijeron: “No vamos a dejar que se criminalice la protesta. La legítima defensa de los derechos de trabajadores, usuarios y ciudadanos está consagrada en nuestra Constitución. Repudiamos el proyecto de Cambiemos que busca reprimir, limitar o acallar la demanda social de nuestro pueblo”.

“Cada vez que las tarifas subieron más que los salarios o las jubilaciones, las familias perdieron calidad de vida, los comercios y las pymes se achicaron o cerraron y los ciudadanos perdimos derechos”, advirtieron y exigieron “la pronta realización de un gran paro nacional contra esta política económica”.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios