Mundo

Conmoción por femicidio

Roma: una joven fue violada por 12 hombres y luego asesinada

El cuerpo de la víctima fue encontrado sobre una cama en un edificio abandonado de la capital italiana, habitado por un grupo de inmigrantes que están acusados de vender droga. Dos de ellos fueron detenidos y se investiga al resto. El brutal asesinato potenció la xenofobia


El brutal hecho sucedió la semana pasada en una zona abandonada.

Toda Italia fue conmovida por la violación y posterior asesinato en Roma de una adolescente de 16 años, noticia que tomó este jueves estado público.

La chica se llamaba Desirée Mariottini. El brutal hecho sucedió la semana pasada en una zona abandonada, con construcciones semiderrumbadas, en el tradicional barrio San Lorenzo, a 50 kilómetros de la capital italiana.

Por el hecho, en el que se presumen la participación de al menos doce hombres, fueron detenidos dos inmigrantes ilegales, de 26 y 43 años, provenientes del norte de Africa. El crimen exaltó el ánimo de la gente, pero fundamentalmente de los xenófobos.

La policía reveló que Desirée fue violada por varios hombres desde la tarde del jueves 18 de octubre. La drogaron, la dejaron inconsciente y abusaron sexualmente de ella una docena de personas.

Desirée falleció al día siguiente, por lo que su calvario se extendió por más de 10 horas. Murió asfixiada: se cree que le taparon la boca para que no se escucharan sus gritos. El cuerpo de la joven fue hallado en una cama en la llamada Casa de la Droga, un edificio habitado por inmigrantes, algunos de los cuales se dedican a la venta de estupefacientes.

De acuerdo con el testimonio de vecinos, Desirée ya había estado allí en otras oportunidades para comprarles heroína. Es que, justamente, sus asesinos están acusados del tráfico de esta sustancia. Si bien hasta el momento son sólo dos senegaleses los detenidos, acusados de violencia sexual en grupo, cesión de drogas y homicidio, otra docena que se presume forman parte del mismo grupo está bajo investigación.

De acuerdo con versiones de algunos periódicos la policía trata de recuperar el teléfono que le habrían robado a la víctima; otros medios, en cambio, indicaron que en realidad la adolescente había entregado el calular a cambio de una dosis.

Agua para su molino

Por el crimen de Desirée se desató una dura polémica en toda Italia, donde se vive un grave conflicto con los inmigrantes en todo el país. Esto benefició al político Matteo Salvini, líder al que muchos señalan como xenófobo. Conocida es su posición de rechazo hacia los inmigrantes que llegan a las costas italianas habitualmente provenientes de Libia.

Salvini es ministro del Interior y viceprimer ministro. Al enterarse de lo que había ocurrido con Desirée, decidió acercarse hasta el lugar en persona. Su presencia provocó un enorme revuelo, tanto que debió retirarse y volver más tarde, a dejar una flor solamente.

El ministro, que no logró entrar al edificio, alcanzó a declarar: “En los próximos meses haremos un plan extraordinario de desalojos de la Casa de la Droga”.

La hostilidad de los italianos hacia los inmigrantes, a los que simplemente llaman “negros”, se potenció rápido, y para muchos italianos se ha transformado en odio.

Por la muerte de Desirée, la alcaldesa de Roma, Virginia Raggi, decidió prohibir la venta de alcohol después de las 21, a fin de contener las revueltas por “borracheras durante las madrugadas”.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios