País, Política

El mandatario se fue al sur

Reprimieron a manifestantes que reclamaron contra el presidente Macri

Ocurrió esta mañana en Mar del Plata. El auto en el que se desplazaba fue atacado a pedradas. La Policía desactivó la protesta con gases lacrimógenos y balas de goma.


La Policía reprimió una manifestación de personas que se habían movilizado en la ciudad balnearia de Mar del Plata para reclamar contra el presidente Mauricio Macri, quien presentó el Plan Nacional de Hábitat.

El auto en el que se desplazaba el presidente fue atacado a pedradas al término de un acto, donde el mandatario advirtió que “la agresión no es el camino”, luego de que los incidentes comenzaran antes de la actividad.

El jefe de Estado atravesó momentos de tensión en la ciudad balnearia. Los primeros incidentes se registraron antes del acto, en el barrio Belisario Roldán, cuando un grupo de manifestantes opositores que marchaban hacia el lugar se toparon con un vallado policial que les impedía continuar avanzando.

Se produjo un forcejeo y efectivos policiales lanzaron balas de goma y gases lacrimógenos para dispersar a los militantes, identificados con agrupaciones de izquierda, entre ellas, la organización social “Votamos Luchar”.

“Hay algunos compañeros heridos. Dispararon a unos metros de los compañeros, mujeres con bebés. Nosotros queríamos hacer escuchar la voz de los más humildes que no podemos afrontar el ajuste feroz”, denunció el militante de esa organización Ezequiel Francomano al portal 0223.

Durante el acto, que se desarrolló en medio de un clima tenso como consecuencia de los primeros disturbios, Macri aseguró que “la agresión no es el camino” y subrayó que “hay que poner la energía en construir con diálogo y respeto”.

“Esperemos que aquellos que creen que el camino es la agresión entiendan que hay que poner la energía en construir ese futuro que todos queremos con más amor, más dialogo y más respeto por el otro. Ese es el camino que hemos elegido la mayoría de los argentinos, y vamos a terminar convenciéndolos. Agredir no es el camino”, señaló el jefe de Estado.

En ese momento, militantes opositores que habían logrado acercarse hasta el lugar en donde se encontraba el Presidente, comenzaron a insultarlo, al grito de, “Macri basura, vos sos la dictadura”.

Tras los incidentes, el Presidente partió rumbo a Sierra de los Padres, donde desarrolló otra actividad. Y luego partió rumbo a la ciudad neuquina de Villa La Angostura para descansar el fin de semana largo junto a la primera dama, Juliana Awada, y su hija menor, Antonia.

Según voceros oficiales, el mandatario se dirigió al complejo Country Club Cumelén, ubicado a orillas del Lago Nahuel Huapí, donde permanecerá hasta comienzos de la semana próxima.

Los incidentes

Efectivos de distintas fuerzas de seguridad que custodiaban al presidente y a la gobernadora de la provincia de Buenos Aires María Eugenia Vidal, entre otros, impidieron el paso de los manifestantes con gases lacrimógenos y balas de goma, a unas cinco cuadras de la zona en la que el mandatario efectuó el acto.

Uno de los testigos, Ernesto Poblete, contó a Radio 10 que “decidimos convocar una movilización para repudiar las políticas de ajuste y el tarifazo”.

“Veníamos marchando por la avenida 180, cuando doblamos fuimos interceptados y empezaron a disparar balas de plomo al piso, balas de goma contra nosotros y gases lacrimógenos. Obviamente nos defendimos. Nos cerraron el paso y cuando intentamos pasar sacaron sus armas y empezaron a disparar”, detalló, según publica ámbito.com.

“Para el Gobierno el hecho de manifestar cualquier tipo de opinión contraria es una agresión. Una de las compañeras tenía al nene en brazos y recibió un disparo en la espalda. No hay heridos de gravedad, pero sí heridas por las balas de goma”, concluyó.

Comentarios