Policiales

Femicidio

Quedó preso el policía que mató a la mamá de su bebé

Tiene 25 años y lo imputaron este domingo por asesinar de tres disparos a su ex pareja, de 19, con quien tenía una beba de tres meses de vida.


El jueves pasado, un policía de 25 años asesinó de tres disparos a su ex mujer, de 19, quien hacía tres meses había dado a luz a una beba. El femicidio de Sáhira Belén Sayago ocurrió en la localidad del noroeste santafesino de Ceres y su agresor fue imputado ayer por el delito de homicidio doloso calificado por el vínculo, por el uso de arma de fuego y por ser perpetrado por un hombre contra una mujer y mediar violencia de género. En una audiencia posterior se dictó la prisión preventiva del uniformado.

Fuentes judiciales informaron que la audiencia de medidas cautelares se realizó este domingo ante la jueza de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Cristina Fortunato, en los tribunales de San Cristóbal. La magistrada ordenó que el policía, cuyas iniciales son Franco F., quede con prisión preventiva por el plazo de ley.

La acusación quedará a cargo de las fiscales Hemilce Fissore y Favia Burella de la Sección de Violencia de Género Familiar y Sexual de San Cristóbal, ya que a raíz de la feria judicial de invierno, la fiscal de Tostado, Sonia Bustos, fue quien estuvo presente en las dos audiencias celebradas este domingo.

Tres balazos

El delito que investiga la Fiscalía fue cometido el pasado jueves en la vivienda del imputado, en la que había convivido con Sayago hasta que fueron pareja. “Alrededor de las 17.30, la mujer llegó al lugar en una motocicleta junto a su hermano menor de edad. Fue a buscar al hijo de tres meses que tenían en común con el hombre investigado, como lo hacía habitualmente luego de haber finalizado la relación de pareja”, relató la fiscal Bustos en la audiencia.

“Al llegar, el hombre la tomó del brazo y la hizo ingresar sola a la casa. Aunque el hermano de la mujer insistió, el imputado no lo dejó pasar y cerró la puerta con llave”, agregó la fiscal. El policía “condujo a la víctima al dormitorio donde comenzaron a discutir y, con pleno conocimiento y voluntad de darle muerte, la golpeó con un elemento contundente en la parte posterior de la cabeza, ocasionándole una contusión severa. Luego le efectuó tres disparos con el arma reglamentaria que tenía en su poder por ser policía, dos de los cuales impactaron en la víctima. La mujer sufrió un shock hipovolémico por severa hemorragia aguda y contusión craneal parietal, que le produjeron la muerte de forma inmediata”, detalló la funcionaria del Ministerio Público Fiscal.

Según trascendió el día del hecho, luego de asesinar a su ex, el policía salió corriendo con su hija de tres meses de vida en brazos. Minutos antes, los vecinos se habían comunicado con el Centro de Emergencias  911 para alertar que en esa zona se escucharon detonaciones de arma de fuego. Cuando los uniformados arribaron al lugar se encontraron con el cuerpo de la joven con tres balazos.

La localidad de Ceres está ubicada en el departamento San Cristóbal, a 440 kilómetros al noroeste de Rosario. El femicidio ocurrió en la esquina de Gobernador Aldao al 500, en el barrio San Vicente de esa ciudad que se encuentra muy cerca del límite con Santiago del Estero.

Trabajo

Por su parte, la fiscal Fissore destacó el accionar del personal de la Policía Científica de Rafaela y de San Cristóbal que trabajó en el hecho, como así también de la Comisaría de Ceres. “Se hicieron presentes rápidamente en la escena del hecho junto a las fiscales que investigamos el caso”, concluyó.

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios