El Ciudadano Multimedia

Intentaba llevarse a su bebé

Policías maltratan a inmigrante haitiana en Mendoza

La Policía de Mendoza retiró de forma violenta a una inmigrante haitiana que pretendía llevarse a su hijo recién nacido del hospital Lagomagiore. El Estado le retiró a la mujer la custodia de su hijo porque, argumentó, vive en situación de calle. Denunciaron violación de tratados y discriminación

El Órgano de Administración Local de la ciudad de Mendoza argumentó que la mujer inmigrante “no podía acreditar medios para mantener” a su hijo, que nació el 6 de octubre.

Diversos sectores denunciaron que esa decisión viola la ley 26.061 de los derechos del niño y de la madre, que en uno de sus artículos prohíbe separar a un niño de su familia por falta de recursos, y establece que tanto durante el parto como la lactancia hay que garantizarle a la mujer condiciones dignas y equitativas para el desarrollo del bebé.

La mujer intentó igual llevarse a su hijo. Entonces intervino personal policial que realiza custodia en el hospital. Dos uniformados –un hombre y una mujer– la tomaron de los cabellos, la madre reaccionó y hubo forcejeos.

“La mujer, como cualquier otra a la que le sacan el bebé, se puso nerviosa, lo agarró fuerte y hubo una especie de forcejeo”, relató el director del Lagomaggiore, Mario Bustos Guillén. La madre, en esas circunstancias, mordió a una de las profesionales del hospital.

La escena quedó registrada por un paciente del efector público, que la filmó con su celular.

Parte del cuerpo médico del centro de salud filtró a los medios locales que la inmigrante haitiana es portadora de HIV, lo que varios reprocharon por discriminatorio. La mujer quedó internada en Hospital Carlos Pereyra. Su hijo quedó transitoriamente a cargo del Órgano Administrativo Local, dependencia descentralizada del Ministerio de Desarrollo Social de Mendoza.

 

 

Si te gustó esta nota, compartila

Comentarios